Fumar embarazada puede afectar a la pubertad de las hijas

Según los expertos, las hijas de las mujeres que fumaron durante el embarazo podrían tener la regla antes que aquellas que no lo hicieron, aunque tan sólo fuese durante un periodo concreto.

Según las indicaciones para Reuters Health de la doctora Gayle Windham, del Departamento de Salud Pública de California, las hijas de aquellas mujeres que fumaron en el embarazo o durante un periodo de tiempo del mismo comenzaron a menstruar entre tres y cuatro meses antes que las hijas en las que sus madres no fumaron nada en la gestación.

Tan sólo son unos meses de diferencia pero diversos estudios revelan que aquellas mujeres que empiezan a menstruar antes, tienen más posibilidades de desarrollar enfermedades en la edad adulta, tales como cáncer de mama, problemas pulmonares como el asma y enfermedades cardiacas.

El equipo de la doctora Anshu Shrestha, de University of California en Los Angeles ha revisado los datos de 13.815 embarazadas en dos ciudades de Dinamarca, entre los años 1984 y 1987. En estos años no había tantos estudios sobre los efectos perjudiciales del alcohol y el tabaco, por lo que más del 40% de las madres dijo que había fumado en el embarazo, el 70% que había bebido al menos una bebida alcohólica por semana en la gestación y el 17% se había dado al menos un exceso de alcohol en el embarazo.

El equipo no encontró relación entre el consumo de alcohol y la edad de la menstruación de las hijas pero sí en el caso en el que se había fumado en el embarazo concretamente. Las sustancias que contiene el tabaco cruzan la placenta, esta exposición modifica los niveles hormonales.

Las cookies nos permiten ofrecerle publicidad personalizada y recopilar datos estadísticos. Si continua navegando consideramos que acepta nuestra política de cookies.   Aceptar