Los gametos una vez congelados en pajuelas o criotubos se almacenan en tanques de nitrógeno líquido a -196ºC durante años sin que se vea comprometida su calidad.

Estos tanques están compartimentalizados y distribuidos mediante colores para su mejor identificación.
El paciente firmará una custodia con el centro de reproducción asistida que irá renovando cada año hasta que decida disponer de dichos gametos.

Las cookies nos permiten ofrecerle publicidad personalizada y recopilar datos estadísticos. Si continua navegando consideramos que acepta nuestra política de cookies.   Aceptar