Las diferentes etapas de la fertilidad femenina

Por (licenciada en ciencias y artes de la comunicación y graduada en derecho).
Actualizado el 31/03/2015

El paso del tiempo es un factor determinante en la fertilidad femenina. A medida que la mujer cumple años se reducen las posibilidades de concebir de forma natural. El declive reproductivo se debe a la fisiología de la mujer, pues con la edad, hay menos óvulos y son de peor calidad.

En los últimos años, bien por motivos personales o profesionales, las mujeres están retrasando la maternidad. Según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), las españolas tienen su primer hijo a los 31 años de media. En la década de los 90, la media estaba en 26 años. Al retrasar la edad para buscar un bebé, las posibilidades de embarazo se reducen. ¿Quieres saber en qué punto se encuentra tu fertilidad?

La fertilidad a los 20

Si te encuentras en la década de los 20, tu fertilidad se encuentra en su pico máximo. En esta etapa las posibilidades de conseguir un embarazo son muy elevadas debido al número de óvulos. La probabilidad de conseguir un embarazo de una mujer que tiene 20 años está entre el 20 y el 25%.

Los óvulos en esta etapa son de muy buena calidad, y es el momento óptimo para donarlos. La donación ayuda a otras mujeres y parejas con dificultades para concebir. En los últimos tiempos, se ha incrementado el número de personas que necesitan ovocitos de donante, por ello, este gesto altruista es muy importante en los tratamientos de reproducción asistida.

Otra opción a los veinte es preservar la maternidad gracias al tratamiento de vitrificación de óvulos. De esta manera tus óvulos de excelentes características permanecerán congelados con la misma calidad hasta el momento que decidas ser madre.

La fertilidad a los 30

La mujer a partir de los 30 años comienza a experimentar un declive de la fertilidad. La tasa de fertilidad por mes de las mujeres en la treintena es de un 15% aproximadamente.

Los 35 años son un punto de inflexión en la fertilidad de la mujer. La causa está en que cada mujer nace con una determinada cantidad de óvulos y estos no se dividen, esto significa que los óvulos tienen la misma edad que la mujer.

Después de los 35, la capacidad fertilizante de los óvulos es menor, por esta razón una mujer que intenta quedarse embarazada, debe consultar con el especialista después de más de 6 meses de búsqueda activa sin resultado positivo.

Si ahora no es el momento, pero si en un par de años quieres ser mamá, la reproducción asistida te puede ayudar a preservar tu fertilidad con garantías. Puedes elegir el momento de experimentar la maternidad gracias a la vitrificación de óvulos.

La vitrificación de óvulos es una técnica de congelación ultrarápida de ovocitos. Los óvulos se mantienen conservados en nitrógeno líquido durante un tiempo indefinido. De esta manera, podrás mantener tus óvulos congelados hasta el momento que decidas ser madre, sin preocuparte por el deterioro de la fertilidad.

La fertilidad a los 40

La madurez y la estabilidad son factores que se tienen en cuenta a la hora de decidir en qué momento ser madre. Cada día son más mujeres las que desean ser madres después de los 40 años. Con esta edad, la posibilidad de concebir de forma natural es inferior al 5%.

Con el paso de los años se produce un declive en la capacidad reproductiva, las mujeres que sueñan con ser madres a partir de esta edad, deberán buscar ayuda solo tras 3 meses intentado tener un bebé sin éxito.

Hacemos un gran esfuerzo editorial. Compartiendo este artículo nos ayudas y motivas para seguir nuestro trabajo.

Autor

 María Sánchez Montes
María Sánchez Montes
Licenciada en Ciencias y Artes de la Comunicación y graduada en Derecho
Licenciada en Ciencias y Artes de la Comunicación y graduada en Derecho por la Pontificia Universidad Católica del Perú. Redactora periodística y gestión de redes sociales. Gerente general en Stratega Consulting Perú SAC. Más sobre María Sánchez Montes

Todo sobre la reproducción asistida en nuestros canales.