¿Qué es el síndrome de Asherman? – Causas, síntomas y tratamiento

Por (ginecólogo), (embrióloga) y (embrióloga).
Actualizado el 30/04/2021

El síndrome de Asherman es una alteración de la cavidad uterina que se caracteriza por la presencia de cicatrices. Estas lesiones provocan la formación de adherencias o sinequias entre las paredes del útero, generando que este se deforme y pueda, incluso, verse reducido en tamaño. Por ello, para el diagnóstico del síndrome de Asherman es necesaria la realización de una histeroscopia que evalúe el estado uterino.

La extensión de las adherencias en la cavidad uterina determina el grado de afección de esta patología. El síndrome de Asherman puede ser leve, moderado o severo. En algunos casos, las paredes del útero quedan completamente adheridas y ello provoca graves problemas de infertilidad. En otras ocasiones, las adherencias solamente se producen de manera parcial en una pequeña porción.

A continuación tienes un índice con los 9 puntos que vamos a tratar en este artículo.

Causas de las adherencias uterinas

El síndrome de Asherman se produce cuando se desencadena el proceso normal de cicatrización en el útero. La causa más común que origina este proceso de curación son las heridas producidas a consecuencia de un raspado uterino o un legrado tras un aborto espontáneo o un aborto voluntario. De hecho, la práctica de un legrado tras la pérdida de una gestación es la causa más frecuente del síndrome de Asherman.

La operación de miomectomía u otras dolencias ginecológicas también pueden ser causa de este síndrome, así como ciertas infecciones como la tuberculosis genital.

Estos traumatismos provocan, como en cualquier situación, un proceso de cicatrización posterior en el que se genera tejido cicatricial. Este tejido tiene una alta capacidad adhesiva, dado su alto contenido en filamentos fibrosos. Ello provoca que las paredes del útero se puedan pegar entre sí o se produzcan deformidades en este órgano que comprometan su principal función: gestar.

El síndrome de Asherman es, por tanto, una condición adquirida, es decir, no se nace con ella, sino que surge a raíz de un caso clínico previo.

¿Cómo se realiza el diagnóstico?

Para saber si una mujer sufre esta patología ginecológica, el médico debe comprobar la existencia de adherencias y/o alteraciones en la cavidad uterina. Para ello, se realizan una serie de pruebas que detallamos a continuación.

No obstante, también es muy importante tener en cuenta el historial clínico de la paciente. Se ha de comprobar si esta ha sufrido legrados u operaciones ginecológicas previamente, ya que, en el caso de un raspado después de un aborto espontáneo, existe un 8% de posibilidades de contraer el síndrome de Asherman. Este riesgo puede aumentar hasta un 30% si se han realizado 3 raspados.

Ecografía

La ecografía o el ultrasonido es una prueba diagnóstica con la que se obtienen imágenes del interior del organismo. En este caso, se debe proceder por vía transvaginal introduciendo el ecógrafo por la vagina para poder observar la cavidad uterina.

Esta prueba suele realizarse en primera instancia, pues es sencilla, de carácter no invasivo y puede llevarse a cabo fácilmente en consulta. Sin embargo, a veces sus resultados no son esclarecedores dada la dificultad para interpretar las imágenes obtenidas, lo que obliga a tener que recurrir a técnicas más especializadas.

Histerosalpingografía (HSG)

Esta prueba médica consiste en una radiografía combinada con el uso de un líquido de contraste. Este fluido es esencial en esta prueba, pues al ser introducido en el interior del útero se expande por toda la cavidad hasta alcanzar las trompas de Falopio y ser expulsado al espacio peritoneal. De esta manera, el líquido de contraste "dibuja" la forma del útero y las trompas y la imagen es tomada mediante una radiografía.

La histerosalpingografía es una prueba más completa que la ecografía, pues la presencia de adherencias, obstrucciones o alteraciones como miomas o pólipos es más fácil de detectar.

No obstante, aunque no requiere anestesia ni es muy doloroso, la histerosalpingografía es un procedimiento que debe ser programado y realizado en una sala especializada.

Histeroscopia

Finalmente, si el diagnóstico tras las pruebas anteriores continúa siendo dudoso, se debe realizar una histeroscopia diagnóstica. Esta prueba consiste en introducir una cámara hasta la cavidad uterina para poder observarla.

La determinación del síndrome de Asherman es mucho más clara con esta prueba, pues la visualización de las adherencias es más directa. Es por esto que la histeroscopia es el método ideal para su diagnóstico.

Síntomas del síndrome de Asherman

Los síntomas más comunes en el síndrome de Asherman son:

  • Alteraciones en la menstruación: habitualmente, se producen periodos prolongados de ausencia de sangrado menstrual (amenorrea), principalmente porque las adherencias obstruyen la salida de la menstruación desde el útero hasta la vagina.
  • Dolor pélvico o abdominal: como consecuencia de la retención del sangrado menstrual, las mujeres pueden sentir dolor.
  • Menstruación retrógrada: el impedimento de la salida del tejido endometrial puede ocasionar que este tejido se libere de forma retrógrada a la cavidad abdominal a través de las trompas. El tejido liberado de esta forma puede establecerse formando implantes de endometriosis.
  • Aborto de repetición: la deformación de la cavidad uterina a consecuencia de la adhesión de sus paredes imposibilita el correcto desarrollo de una gestación. Si esta condición no es tratada, se pueden producir abortos recurrentes.

Estos síntomas son muy generales y podrían estar relacionados con otras muchas patologías ginecológicas además del síndrome de Asherman. Por ello, es necesario realizar pruebas exhaustivas para determinar la causa de estos signos.

No obstante, es mucho más probable que estos síntomas sean indicio de la presencia de síndrome de Asherman si se presentan de manera súbita después de un legrado, un raspado u otra cirugía uterina.

¿Cómo es el tratamiento?

Si los resultados de las pruebas anteriormente citadas demuestran que se padece este síndrome, es necesario intervenir quirúrgicamente, pues esta condición puede acarrear consecuencias muy negativas para la fertilidad de la mujer.

La reproducción asistida, como cualquier tratamiento médico, requiere que confíes en la profesionalidad de los médicos y la clínica que elijas. Evidentemente, no todos son iguales.

Por ello, esta "herramienta" te enviará un informe totalmente personalizado, con toda la información detallada de las clínicas de tu zona que cumplen nuestros criterios de calidad y sus presupuestos. Además, incluye consejos que te serán de gran utilidad a la hora de hacer las primeras visitas a las clínicas.

El tratamiento del síndrome de Asherman consiste en la extirpación de las adherencias para que el útero recupere su forma y tamaño normales. Generalmente, este procedimiento se realiza mediante una histeroscopia quirúrgica durante la cual, además del sistema óptico por el que se visualiza el útero, se emplea un instrumental microquirúrgico especializado para seccionar las adherencias.

Una vez el tejido cicatricial ha sido eliminado, es importante que la cavidad uterina se mantenga expandida para prevenir la reaparición de las adherencias. Para ello, existen diversos métodos:

  • Catéter de Foley o balón: se introduce en el útero y, una vez dentro y posicionado, se expande manteniendo las paredes uterinas separadas mientras estas cicatrizan.
  • Dispositivo intrauterino (DIU) anticonceptivo.
  • Gel para evitar la formación de nuevas adherencias.

No obstante, el doctor probablemente también paute un tratamiento hormonal con estrógenos a la paciente.

Por otro lado, el tratamiento puede requerir realizar revisiones más exhaustivas y más histeroscopias a las mujeres que han sufrido este síndrome, ya que existe la posibilidad de recurrencia.

Vídeo del síndrome del síndrome de Asherman

Silvia Azaña, embrióloga de Reproducción Asistida ORG nos resume el síndrome de Asherman en este vídeo:

Tal y como nos cuenta Silvia:

El síndrome de Asherman es una alteración de la cavidad uterina que se caracteriza por la presencia de adherencias, sinequias o lo que es lo mismo un tejido cicatricial en las paredes uterinas.

Preguntas de los usuarios

¿Puedo saber si padezco el síndrome de Asherman solo por mis valores hormonales?

Por Dr. José Antonio Duque Gallo (ginecólogo).

No. Sospecha por ecografía, y diagnóstico por histeroscopia.

¿El síndrome de Asherman se puede curar por completo?

Por Victoria Moliner (embrióloga).

Depende del grado en el que este se presente, pues cuanto más severo sea, más tendencia tendrá la paciente a la reaparición de adherencias.

¿Se pueden producir adherencias uterinas después de una cesárea?

Por Victoria Moliner (embrióloga).

Sí, una cesárea puede ser motivo de que se produzcan adherencias, ya que al ser una intervención quirúrgica se va a producir un proceso de cicatrización a consecuencia de las incisiones practicadas para extraer al bebé.

¿Es viable el embarazo si se padece el síndrome de Asherman?

Por Victoria Moliner (embrióloga).

La presencia de adherencias uterinas durante el embarazo compromete seriamente que éste pueda desarrollarse con normalidad. Por ello, es necesario extirpar estos tejidos antes de que la mujer quede embarazada.

¿El síndrome de Asherman es causa de endometriosis?

Por Victoria Moliner (embrióloga).

Cabe la posibilidad de que los coágulos de sangre retenidos por las adherencias puedan liberarse de forma retrógrada a la cavidad abdominal, situándose sobre las trompas o los ovarios y formando quistes. Presentar síndrome de Asherman puede ser un motivo para desarrollar endometriosis, pues el mecanismo de la menstruación retrógrada es precisamente el causante de ésta.

¿El síndrome de Asherman está relacionado con la tuberculosis?

Por Silvia Azaña Gutiérrez (embrióloga).

Sí, el síndrome de Asherman puede aparecer tras algunas infecciones como la tuberculosis genital, lo que puede llevar a problemas de fertilidad en la mujer.

Lecturas recomendadas

Según la mayoría de fuentes clínicas, la realización de un legrado es la causa más frecuente por la que se contrae este síndrome. El legrado es un procedimiento quirúrgico muchas veces necesario tras la pérdida de una gestación. Te contamos en qué consiste en el enlace que tienes a continuación: Legrado uterino: procedimiento, recuperación y complicaciones

La formación de adherencias provoca que el útero se estreche y su cavidad interna se reduzca. Esto, evidentemente, impide que un embarazo se pueda llevar a término, pues el feto no puede desarrollarse con normalidad debido a la falta de espacio. Por ello, acaba por producirse un aborto. Si quieres saber qué señales son síntomas de aborto y qué otras causas lo pueden provocar, pincha en el siguiente enlace: El aborto espontáneo: síntomas, causas y consecuencias

Al final de este post hemos comentado que el síndrome de Asherman incurable surge de la destrucción total del endometrio. Este tejido es muy importante en el ciclo reproductivo de la mujer. Te recomendamos que leas el siguiente artículo para saber más sobre él: ¿Qué es el endometrio? - Engrosamiento, tipos y patologías

Hacemos un gran esfuerzo editorial. Compartiendo este artículo nos ayudas y motivas para seguir nuestro trabajo.

Bibliografía

Di Guardo F, Della Corte L, Vilos GA, Carugno J, Török P, Giampaolino P, Manchanda R, Vitale SG. Evaluation and treatment of infertile women with Asherman syndrome: an updated review focusing on the role of hysteroscopy. Reprod Biomed Online. 2020 Jul;41(1):55-61.

Doroftei B, Dabuleanu AM, Ilie OD, Maftei R, Anton E, Simionescu G, Matei T, Armeanu T. Mini-Review of the New Therapeutic Possibilities in Asherman Syndrome-Where Are We after One Hundred and Twenty-Six Years? Diagnostics (Basel). 2020 Sep 17;10(9):706.

Dreisler E, Kjer JJ. Asherman's syndrome: current perspectives on diagnosis and management. Int J Womens Health. 2019 Mar 20;11:191-198.

Khan Z, Goldberg JM. Hysteroscopic Management of Asherman's Syndrome. J Minim Invasive Gynecol. 2018 Feb;25(2):218-228.

March CM. Asherman's syndrome. Semin Reprod Med. 2011 Mar;29(2):83-94.

Salazar CA, Isaacson K, Morris S. A comprehensive review of Asherman's syndrome: causes, symptoms and treatment options. Curr Opin Obstet Gynecol. 2017 Aug;29(4):249-256.

Smikle C, Yarrarapu SNS, Khetarpal S. Asherman Syndrome. 2021 Jan 5. In: StatPearls [Internet]. Treasure Island (FL): StatPearls Publishing; 2021 Jan–.

Preguntas de los usuarios: '¿Puedo saber si padezco el síndrome de Asherman solo por mis valores hormonales?', '¿El síndrome de Asherman se puede curar por completo?', '¿Se pueden producir adherencias uterinas después de una cesárea?', '¿Es viable el embarazo si se padece el síndrome de Asherman?', '¿El síndrome de Asherman es causa de endometriosis?' y '¿El síndrome de Asherman está relacionado con la tuberculosis?'.

Ver más

Autores y colaboradores

Dr. José Antonio  Duque Gallo
Dr. José Antonio Duque Gallo
Ginecólogo
Licenciado en Medicina y Cirugía por la Universidad de Valencia, con la especialidad en Obstetricia y Ginecología. Cuenta con una amplia experiencia en el campo de la reproducción asistida. Ha sido Jefe del Servicio de Reproducción Humana Asistida del Hospital Universitario Miguel Servet de Zaragoza y, actualmente, es el Director Médico de la Clínica GOBEST en Zaragoza. Más sobre Dr. José Antonio Duque Gallo
Nº de colegiado: 505005367
 Silvia Azaña Gutiérrez
Silvia Azaña Gutiérrez
Embrióloga
Graduada en Biología Sanitaria por la Universidad de Alcalá y especializada en Genética Clínica por la misma universidad. Máster en Biotecnología de la Reproducción Humana Asistida por la Universidad de Valencia en colaboración con el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI). Más sobre Silvia Azaña Gutiérrez
Número de colegiada: 3435-CV
 Victoria Moliner
Victoria Moliner
Embrióloga
Graduada en Bioquímica y Ciencias Biomédicas por la Universidad de Valencia (UV), con Máster Universitario en Biotecnología de la Reproducción Humana Asistida por la UV y el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI). Actualmente desarrolla su labor como bióloga investigadora. Más sobre Victoria Moliner

Todo sobre la reproducción asistida en nuestros canales.