Últimas noticias sobre parto prematuro

El parto prematuro entraña riesgos para la madre y sobre todo para el bebé. El recién nacido todavía tiene muchos órganos que no están totalmente desarrollados, por lo que se pueden producir consecuencias graves para su salud.

En el Hospital de Manises se está aplicando un nuevo método de diagnóstico, con el objetivo de evitar los partos prematuros y sus posibles consecuencias negativas.

¿Qué es el parto prematuro?

Se considera parto prematuro aquel que se produce antes de las 37 semanas de embarazo. Debido a su nacimiento anticipado, los prematuros pesan mucho menos que los bebés que cumplieron su gestación hasta el plazo normal. Estos bebés pueden tener problemas de salud ya que sus órganos no han tenido el tiempo suficiente para desarrollarse. Los bebés prematuros necesitan atención médica especial en una unidad de cuidados intensivos neonatal y deberán permanecer ahí hasta que sus sistemas de órganos puedan funcionar sin ayuda.

Parto prematuro de 32 semanas

Actualmente, los bebés que nacen prematuramente a las 32 o 33 semanas de embarazo tienen altas tasas de supervivencia. La mayoría de los problemas que tienen los bebés prematuros de esta edad están relacionados con el tamaño, la alimentación y el crecimiento.

Un bebé nacido siete semanas antes de la semana 40 es significativamente más pequeño. En estas últimas semanas el bebé en el útero tiene el mayor crecimiento y aumento de peso. Normalmente se suelen utilizar complementos alimenticios, añadidos a la leche materna, para suplir parte de las calorías y nutrientes que no se han absorbido completamente de la placenta.

Parto prematuro de 25 semanas

Sin embargo los bebés prematuros de 25 a 28 semanas suelen requerir 2 o 3 meses de internación.
El síndrome de dificultad respiratoria, la dificultad para respirar causada por la inmadurez de los pulmones, es una de las complicaciones que hay que vigilar. La madurez pulmonar puede evaluarse antes del nacimiento y acelerarse con esteroides, si se cree necesario.

Además, pueden aparecer brotes de apnea, debido a la falta de madurez del sistema respiratorio, por lo que el bebé requiere monitorización constante y, en ocasiones, medicación durante las primeras semanas.

Causas de un parto prematuro

Aunque no están del todo claras hay muchas causas relacionadas con los nacimientos prematuros. Los factores que desencadenan el parto son muchos.

Factores maternos

Varios estudios sugieren que el exceso de estrés puede aumentar el riesgo de parto prematuro y de que el bebé nazca con bajo peso. El estado mental de las mujeres durante el embarazo es importante. La ansiedad y la depresión se han relacionado con el parto pretérmino.

También influye la edad materna en el extremo superior e inferior de los años reproductivos, ya sea más de 35 o inferior a 18 años de edad.

Cuando el intervalo entre embarazos es de 6 meses o menos también se aumenta la probabilidad de partos prematuros. La nutrición materna es importante, ya que aquellas mujeres con un bajo índice de masa corporal tienen un mayor riesgo de tener bebés prematuros. Aquellas mujeres con antecedentes de partos prematuros tienen mayor riesgo de recurrencia dependiendo del número de acontecimientos previos.

Factores durante el embarazo

Los embarazos múltiples (gemelar, trillizos, etc) son un factor importante asociado al nacimiento prematuro. Las condiciones de salud materna aumenta el riesgo de prematuridad y, a menudo, el parto ha de ser inducido por razones médicas, tales condiciones incluyen la presión arterial alta, preeclampsia, la diabetes materna, el asma, la enfermedad de la glándula tiroides, y enfermedades del corazón.

Hay una serie de trastornos fisiológicos en ciertas mujeres que evitan que el bebé llegue a término. Malformaciones en el útero que no pueden mantener el embarazo pueden producir partos prematuros. Las mujeres con cantidades anormales de líquido amniótico también están en situación de riesgo.

El consumo de tabaco, cocaína y el exceso de alcohol durante el embarazo también aumenta el riesgo de un parto pretérmino. El tabaco es la droga más comúnmente usada durante el embarazo y también contribuye de manera significativa al parto de un recién nacido de bajo peso al nacer. Los bebés con defectos de nacimiento se encuentran en mayor riesgo de nacer prematuros.

Cuidados

El tratamiento es muy diferente dependiendo de la etapa de gestación, peso al nacer, y madurez general. Algunas de las que se siguen son:

  • Poner al bebé en una incubadora.
  • Prevenir posibles infecciones ya que los bebés prematuros son más susceptibles.
  • En bebés extremadamente prematuros, una sonda respiratoria puede ser insertada en la tráquea, y puede ser usado un respirador y oxígeno.
  • Nutrición adecuada por medio de una sonda alimentaria, sin suprimir el amamantar.
  • Se les suministrará suficiente surfactante aquellos bebes de menos de 32 semanas ya que generalmente no producen suficiente surfactante en los pulmones para permitirles respirar sin ayuda.

Técnica pionera de prevención

En el hospital de Manises se ha comenzado aplicar un nuevo método de diagnóstico prenatal que el riesgo de partos prematuros.

Según explica el jefe de ginecología del centro Fernando Gil, la técnica consiste en realizar una ecografía transvaginal que mide el cuello del útero. Estas mediciones se realizan desde la semana 20, en el caso de existir peligro el embarazo se declara de alto riesgo. Estos embarazos tienen controles y tratamientos más específicos.

El tratamiento y control permite una menor incidencia del parto prematuro, con un reducción de hasta el 50% según señala Antonio Leal del servicio de ginecología.

Las cookies nos permiten ofrecerle publicidad personalizada y recopilar datos estadísticos. Si continua navegando consideramos que acepta nuestra política de cookies.   Aceptar