Los gérmenes pueden beneficiar a los niños, estar en contacto con leves concentraciones de microbios activa su sistema inmunitario, si posteriormente tuvieran una infección, sus defensas actuarían con mayor rapidez.

Puedes leer el artículo completo en:    48

Las cookies nos permiten ofrecerle publicidad personalizada y recopilar datos estadísticos. Si continua navegando consideramos que acepta nuestra política de cookies.   Aceptar