Nuevo protocolo para donantes

La utilización de un agonista de la GnRH para la maduración ovocitaria en un proceso de donación de óvulos favorece una mejor aceptación por parte de las donantes y menos molestias como consecuencia de la medicación utilizada.

Este nuevo protocolo, según un estudio realizado por la clínica FIV- Valencia, no precisaría de analíticas de sangre y prevendría completamente el riesgo de padecer síndrome de hiperestimulación ovárica. Además, este nuevo procedimiento interferiría en la menor medida posible en la vida cotidiana de la donante.

Puedes leer el artículo completo en:    62

Las cookies nos permiten ofrecerle publicidad personalizada y recopilar datos estadísticos. Si continua navegando consideramos que acepta nuestra política de cookies.   Aceptar