El Gobierno de Burkina Faso subvenciona el 80% de gastos del parto para reducir la mortalidad materna.

Una de las estrategias que tomo el gobierno en Burkina Faso hace cuatro años para reducir la mortalidad materna, fue la subvención de la mayor parte de los gastos del parto y ofrecer asistencia gratuita para aquellas embarazadas con pocos recursos. Con esta medida el gobierno logró reducir la mortalidad en algunas partes del país, pero todavía siguen siendo miles de muertes de embarazadas al año, Amnistía Internacional estima la cifra en 2.000 embarazadas.

Las causas más importantes por las que mueren estas mujeres son la falta de asistencia médica, ya sea por la escasez de centros sanitarios, por la mala distribución de éstos que dificultan el acceso desde las zonas rurales o la falta de personal cualificado o bien, por la discriminación que sufren las mujeres en el país, teniendo nulo control sobre las decisiones que se deben tomar, como cuándo acudir a un centro sanitario.

En Burkina Faso aun habiendo subvencionado el 80% de los gastos del parto, todavía quedan médicos que cobran estos servicios de forma ilegal. La corrupción médica es otro de los problemas a los que el gobierno del país tiene que hacer frente.

Puedes leer el artículo completo en:    71

Las cookies nos permiten ofrecerle publicidad relacionada. Si continúa navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies. El uso del chat, foros o formularios indica que está aceptando nuestra política de privacidad y protección de datos.    Cerrar