Teléfono
Dirección
Torras i Pujalt 11-29, 4º Planta - Consultorio 7, 08022 Barcelona

El Institut Riera Barta, fundado en 1991, cuenta con 4 despachos para atender a los pacientes, salas de espera independientes, y 4 salas de exploraciones, con ecógrafos de alta resolución.

Cuentan con un equipo multidisciplinar para ofrecer a sus pacientes solución a todas las patologías gineco-obstétricas, incluyendo la infertilidad.

Las instalaciones del Institut Riera Bartra se encuentra en la Clínica Sagrada Familia, lo que permite dar asistencia las 24 horas del día los 365 días del año.

Además, los profesionales tienen a su disposición toda la infraestructura de la clínica en caso de que sus pacientes necesiten realizar alguna prueba complementaria, un tratamiento quirúrgico o si necesitan hospitalización.

El laboratorio de reproducción asistida está situado en el centro de reproducción asistida de la clínica Sagrada Familia y dispone de los últimos avances tecnológicos en reproducción asistida.

Tratamientos y técnicas

Los tratamientos de reproducción asistida que se realizan en este centro son los que aparecen a continuación.

Inducción de la ovulación

La inducción de la ovulación es un tratamiento que consiste en administrar fármacos para la estimulación del ovario, de forma que se induce el crecimiento y la maduración de uno o varios folículos, que contienen los óvulos en su interior.

Este tratamiento está especialmente indicado para mujeres con ciclos menstruales irregulares o que no tienen la regla (amenorrea), ya que les puede ayudar a concebir con relaciones sexuales programadas.

Los fármacos habituales son las gonadotrofinas, que se administran por inyecciones subcutáneas en el abdomen, y el citrato de clomifeno, que se administra por vía oral. Durante el tratamiento es necesario hacer controles ecográficos para evaluar el crecimiento folicular.

Las tasas de ovulación suelen ser del 80% y la tasa de embarazo por cada ciclo de estimulación es del 15-25%. En caso de que a los 3-6 ciclos no se consiga el embarazo habría que cambiar de tratamiento.

Inseminación artificial

Esta es la técnica más rápida y sencilla de reproducción asistida, además de ser indolora y no requerir anestesia. Puede hacerse de forma ambulatoria, ya que solamente es necesario introducir los espermatozoides en el útero en el momento de la ovulación.

Para este tratamiento se pueden utilizar el semen de la pareja para hacer una inseminación artificial conyugal (IAC), o semen de banco para hacer una inseminación con semen de donante (IAD). Estos tratamientos no se recomiendan para mujeres de más de 37-40 años por las bajas probabilidades de éxito.

Habitualmente se realiza el ciclo con una estimulación ovárica suave previa, aunque también es posible hacerla en un ciclo natural si la mujer no tiene ningún problema de ovulación. En ambos casos se realizan controles ecográficos periódicos para comprobar que la maduración folicular es adecuada.

La IAC se emplea en casos de alteración de la cantidad y/o calidad de los espermatozoides, anomalías del cuello del útero que impiden el paso de los espermatozoides, esterilidad de origen desconocido o endometriosis.

Para la IAC el varón de la pareja entrega una muestra de semen en la clínica el día de la inseminación, el semen se procesa en el laboratorio para seleccionar los espermatozoides de mayor movilidad y se realiza la inseminación artificial utilizando una cánula muy fina que se introduce hasta el útero.

La tasa de embarazo en inseminación artificial con semen de la pareja es del 15-20%. En caso de no conseguir el embarazo en 3-4 ciclos se cambia de tratamiento a una fecundación in vitro (FIV) o una ICSI.

La IAD se puede realizar en caso de ausencia de pareja masculina, en caso de azoospermia (ausencia de espermatozoides) o si hay alguna alteración genética masculina y se recomienda no emplear el semen de la pareja.

La tasa de embarazo con semen de donante es del 20-30%. En caso de no conseguir el embarazo en 3-4 ciclos se cambia de tratamiento a una fecundación in vitro (FIV) o una ICSI.

FIV/ICSI

La fecundación in vitro consiste en fecundar los óvulos de la mujer en el laboratorio con el semen de la pareja o de un donante. Los embriones resultantes se cultivan durante unos días para ver su evolución y poder seleccionar los de mejor calidad para transferirlos al útero y que puedan dar lugar a un embarazo.

Esta técnica de reproducción asistida está indicada en caso de fracaso de inseminación artificial y de relaciones programadas, esterilidad por factor tubárico, esterilidad por factor masculino moderado o severo, endometriosis moderada o severa y por esterilidad de origen desconocido.

Las fases de la FIV son:

  • Estimulación ovárica: para inducir la maduración de varios folículos a la vez.
  • Punción folicular: intervención ambulatoria sencilla por vía vaginal y mediante control ecográfico para extraer del ovario los óvulos maduros.
  • Fecundación en el laboratorio: puede realizarse por FIV convencional, colocando una concentración determinada de espermatozoides en una placa junto con los óvulos para que se produzca la fecundación espontáneamente, o por ICSI (microinyección espermática), seleccionando los espermatozoides por el especialista e introduciendo uno en cada óvulo maduro para asegurar la fecundación.
  • Cultivo de los embriones: típicamente hasta día 3 o día 5 para elegir los de mejor calidad según su ritmo de división y su morfología.
  • Transferencia de embriones al útero: pueden transferirse 1, 2 o 3 embriones según la ley española, pero se tiende a transferir 1 o 2 para evitar las elevadas tasas de embarazo múltiple.

En caso de sobrar embriones de buena calidad se vitrifican para criopreservarlos en nitrógeno líquido. Así, se podrán utilizar en un siguiente ciclo en caso necesario, permitiendo hacer un siguiente intento sin necesidad de estimulación ovárica ni punción folicular.

La probabilidad de embarazo en una FIV/ICSI es aproximadamente del 40-50%, aunque en mujeres de más de 40 años esta tasa de embarazo es considerablemente más baja.

Diagnóstico genético preimplantacional (DGP)

El diagnóstico genético preimplantacional es un análisis genético que se realiza a los embriones para detectar la presencia de anomalías cromosómicas o enfermedades monogénicas para poder evitar la transferencia de este tipo de embriones al útero. Los embriones a transferir serían los sanos, sin alteraciones genéticas.

Esta técnica diagnóstica se puede emplear en caso de que se sospeche que el embrión pueda presentar alguna alteración genética o en caso de que se quiera seleccionar un embrión histocompatible con uno de los hijos de la pareja (finalidad terapéutica) para utilizar las células del cordón umbilical tras el parto en un trasplante.

Al tercer día del desarrollo embrionario se puede realizar la biopsia del embrión temprano para extraer una célula y poder analizarla. También es posible hacer la biopsia en blastocisto al quinto día de desarrollo. Las células obtenidas de la biopsia se analizan mediante diferentes técnicas de estudio genético.

Congelación de óvulos

La congelación de óvulos se realiza para preservar la fertilidad, ya sea por querer conservar al calidad de los óvulos para posponer la maternidad o por razones médicas como un tratamiento que pueda afectar a la fertilidad de la mujer, como la quimioterapia o la radioterapia.

Para poder congelar óvulos es necesario estimular el ovario de la mujer para que maduren varios óvulos a la vez y se puedan recuperar mediante punción folicular. Éstos óvulos serán finalmente vitrificados, es decir, congelados mediante la técnica de vitrificación para su conservación en nitrógeno líquido.

Ovodonación

Consiste en una fecundación in vitro utilizando óvulos de una donante anónima en vez de los de la paciente. Está indicado en casos de fallo ovárico, menopausia natural o secundaria por enfermedades hereditarias, por óvulos de baja calidad, ciclos previos de FIV sin éxito o abortos de repetición.

Los embriones son de una elevada calidad y tienen una tasa alta de implantación, ya que la calidad embrionaria depende de la calidad de los óvulos, que es muy buena al proceder éstos de una mujer joven. La tasa de embarazo supera el 70% por cada transferencia.

Adopción de embriones

La adopción de embriones consiste en transferir al útero de la mujer embriones de buena calidad procedentes del tratamiento de reproducción de otras parejas que ya han conseguido ser padres. Con este método el 40% de las pacientes logran el embarazo.

Estos embriones proceden de gametos de la propia pareja que los dona o de gametos de donante de óvulos y/o semen. Para que una pareja pueda donar sus embriones sobrantes a otras parejas debe cumplir los requisitos exigidos por la ley para los donantes, como no tener más de 35 años en el caso de la mujer y 50 en el hombre. La donación es anónima.

Este método reproductivo está indicado en caso de no poder utilizar los gametos de ninguno de los dos miembros de la pareja, si han fracasado otras técnicas de reproducción asistida, en abortos de repetición y para evitar la transmisión de enfermedades genéticas graves a la descendencia.

Mujeres sin pareja masculina

Tanto las parejas homosexuales femeninas como las mujeres sin pareja pueden recurrir a las técnicas de reproducción asistida para ser madres según la ley de reproducción asistida española.

Según diversos factores como el historial médico, la edad y el estudio de fertilidad femenina el médico decidirá aplicar un tratamiento u otro, intentando siempre emplear la técnica más sencilla posible.

Así, estas mujeres pueden utilizar semen de donante para hacer una inseminación artificial o una fecundación in vitro, y en caso de no poder emplear sus óvulos pueden recurrir a la adopción de embriones o a la fecundación in vitro con óvulos y semen de donante.

Equipo médico

Dr. Ramón Riera Rovira
Dr. Ramón Riera Rovira
Consultor Senior
Dra. Mª Luisa Burrel Arguis
Dra. Mª Luisa Burrel Arguis
Coordinadora del equipo. Área quirúrgica, Patología Mamaria y Menopausia
Dr. Eduardo Navarro Luna
Dr. Eduardo Navarro Luna
Histeroscopia Diagnóstica y Ecografía Ginecológica
Dra. Natàlia Garcia Montaner
Dra. Natàlia Garcia Montaner
Ginecología y Obstetricia General. Cirugía laparoscópica. Diagnóstico Prenatal
Dr. Magí Valls
Dr. Magí Valls
Responsable del estudio y tratamiento de la patología del Suelo Pélvico
Dra. Cristina Mariné Quesada
Dra. Cristina Mariné Quesada
Obstetricia y Ginecología. Ecografía y diagnóstico prenatal
Dra. Montse Cararach Tur
Dra. Montse Cararach Tur
Patología cervical y vulvar. Terapia láser
Dra. Marta Lafont Piñas
Dra. Marta Lafont Piñas
Ginecología Especializada en Medicina Reproductiva
Dra. Susana Egozcue Vilarasau
Dra. Susana Egozcue Vilarasau
Andrología Especializada en esterilidad y genética masculina
Sra. Ana Duran Martín
Sra. Ana Duran Martín
Enfermera jefe e instrumentista quirúrgica
Sra. Montse Duran Martín
Sra. Montse Duran Martín
Auxiliar clínico administrativa
Sra. Piedad Vélez Cabanilla
Sra. Piedad Vélez Cabanilla
Auxiliar clínico administrativa
Sra. Carmen Abad
Sra. Carmen Abad
Comadrona
Sra. Irene Blanco
Sra. Irene Blanco
Comadrona
Srta. Susana Díez Montserrat
Srta. Susana Díez Montserrat
Psicóloga especializada en psicología de la mujer.
Sra. Alba Jove Obiol
Sra. Alba Jove Obiol
Nutricionista especializada en las diferentes etapas de la vida

Las cookies nos permiten ofrecerle publicidad personalizada y recopilar datos estadísticos. Si continua navegando consideramos que acepta nuestra política de cookies.   Aceptar