Plan de parto

Por (embrióloga).
Actualizado el 26/12/2014

Es muy recomendable que la embarazada realice su plan de parto, para que quede expresada su voluntad de cómo le gustaría que fuese su parto. En España esta costumbre no está muy extendida, aunque cada vez son más las mujeres que se presentan en el hospital con su plan de parto.

A continuación tienes un índice con todos los puntos que vamos a tratar en este artículo.

El protocolo para atender a las parturientas puede ser distinto en cada hospital, incluso dentro de la misma área de maternidad, cada profesional puede atender de una forma distinta. Gracias al plan de parto, la voluntad de la mujer queda expresada, de forma que los profesionales tienen una guía para atenderla como ella desea.

Preparación del pan de parto

¿Qué es el plan de parto?

Se trata de un documento donde la mujer explica por escrito cuáles son sus deseos y expectativas cuando llegue el momento del parto. Cualquier intervención sanitaria requiere que el paciente sea informado y preste su consentimiento.

En el plan de parto se manifiesta de forma escrita el tipo de asistencia que la embarazada desea que se produzca durante el alumbramiento, según las disposiciones legales este documento debe respetarse a no ser que se produzca una situación de emergencia que impida su cumplimiento.

La preparación de este documento debe realizarse entre la semana 28 y 32 y contando con ayuda del equipo profesional (matrona o médico) siempre que se presente alguna duda. Lo idóneo es entregarlo con varias semanas de antelación en maternidad y poder explicárselo a tu matrona o ginecólogo, por si tienes alguna duda que resolver, también puede enviarlo por correo certificado a la administración de tu centro.

Sea como sea, es importante guardar una copia y tener un documento que certifique que ha sido entregado el plan de parto. Aunque si la mujer se presenta con su plan, cuando se encuentra de parto, se actuará conforme a sus preferencias siempre que sea posible.

Ventajas de presentarlo

Es de una gran ayuda para el equipo médico disponer de toda la información presente en el plan de parto. Hace que la mujer tenga una participación activa durante el nacimiento de su hijo, además mejora la comprensión de todo el proceso tanto de la madre como del acompañante.

Beneficios del plan de parto

Evita tener que explicar las preferencias el día del parto, teniendo en cuenta que tanto el dolor como la ansiedad producida por el nacimiento pueden dificultar la toma de decisiones.

En el momento del parto, la gestante puede modificar cualquier preferencia expresada en el plan de parto, según se desarrollen los acontecimientos y su estado de ánimo en ese momento, por lo que la redacción del plan de parto no significa renunciar de forma irrevocable a cualquier técnica o procedimiento.

Si surgiera alguna circunstancia imprevisible, los profesionales sanitarios informarían a la paciente y tras pedir el consentimiento actuarán de la forma más oportuna. El plan de parto no interfiere ante situaciones de emergencia, simplemente informa a los profesionales de los deseos de la embarazada.

El Ministerio de Sanidad, tiene preparado un formulario que tras rellenarlo con las preferencias de la gestante, puede convertirse en el documento de plan de parto.

Hacemos un gran esfuerzo editorial. Compartiendo este artículo nos ayudas y motivas para seguir nuestro trabajo.

Autores y colaboradores

 Cristina Mestre
Cristina Mestre
Embrióloga
Licenciada en Ciencias Biológicas, Genética y Reproducción Humana por la Universidad de Valencia (UV). Máster Universitario en Biotecnología de la Reproducción Humana Asistida por la UV con el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI). Embrióloga en IVI Barcelona. Más sobre Cristina Mestre

Todo sobre la reproducción asistida en nuestros canales.