Por Neus Ferrando (embrióloga).
Actualizado el 25/11/2010

En los últimos años ha ido evolucionando el tema de la preparación al parto. En la actualidad, además de las clases en grupo para embarazadas, otras disciplinas han ido incorporando ejercicios preparatorios para ellas como por ejemplo, el yoga o la natación.

Cuando llega el momento del parto es sumamente importante que la mujer tenga una excelente respiración porque así el bebé tendrá una buena oxigenación y nacerá sin problemas.

A continuación tienes un índice con todos los puntos que vamos a tratar en este artículo.

Ventajas

Algunas de las principales ventajas de este tipo de previo al alumbramiento es el aprendizaje de técnicas de relajación y respiración que en el momento de dar a luz pueden ayudar a aliviar de alguna manera el dolor.

Además, en algunos de estos cursillos enseñan a las madres consejos de gran utilidad para la crianza del bebé y en el caso de que el padre asista también, puede favorecer los lazos afectivos de la pareja y la futura participación del padre en la crianza.

Otra de las principales ventajas es la relación de las embarazadas con otras mujeres o parejas de padres primerizos que pueden compartir con ellas sus experiencias que sirven de ayuda al encontrarse en la misma situación.

Métodos de instrucción al parto

Las mujeres embarazadas suelen plantearse asistir a este tipo de cursos a partir del séptimo mes de embarazo.

La preparación previa al alumbramiento tiene como objetivo también que la madre sea conocedora del desarrollo de su bebé, le puede ayudar a establecer un plan para ese momento, mentalizarla tanto a ella como a su compañero de parto en el caso de que lo haya e incluso aliviar el dolor del mismo siempre mediante técnicas respiratorias y de relajación.

En EE.UU, por ejemplo, existen filosofías distintas en lo que se refiere a la mentalización del momento de dar a luz:

Método Lamaze

Este método considera que el nacimiento es normal, natural y saludable y que toda mujer tiene el derecho de elegir el tener su parto sin intervenciones médicas.

El programa se basa en dar a las mujeres toda la información para sentirse seguras y así puedan decidir sobre el uso o no de drogas para aliviar el dolor y otras intervenciones médicas.

Se centra especialmente en la relajación y en la respuesta de la futura madre al dolor a través de los masajes y las respiraciones.

Método Bradley

Se utiliza en los partos naturales, no medicalizados, que se basa fundamentalmente en el ejercicio físico y la buena nutrición de la embarazada.

Método Aguirre de Cárcer

Tal y como su creador afirma, en el parto juegan muchos factores pero uno fundamental es la personalidad de la mujer.

En su método se enseña una forma de respiración que es abdominal y profunda, se la llama respiración sincrónica. Este método no toma ninguna postura sobre la medicación para calmar el dolor.

Otras técnicas

Además, existen otras técnicas como el canto prenatal que pretende que la madre se comunique con su bebé a través del canto, la sofrología que consiste en la visualización del bebé en el útero materno o la haptonomía que busca el contacto a través del tacto de los padres con el bebé.

El tipo de clase o la filosofía de la misma que elegirá cada mujer estará en función de sus creencias y personalidad. Es importante, dejarse aconsejar también por un especialista o por conocidos que ya hayan vivido esa experiencia.

Entre las distintas opciones hay que valorar los conocimientos teóricos que pueden aportar así como los prácticos. Los prácticos son bastante útiles en cuanto al alivio del dolor ya que te preparan para las contracciones uterinas, aliviar las típicas molestias de las embarazadas y ayudan al reconocimiento de los síntomas previos al momento de dar a luz.

En la actualidad, hay muchas mujeres que deciden no asistir a este tipo de cursos y otras eligen la opción de adquirir un DVD didáctico por ejemplo.

En algunos de estos cursos se le da importancia también a la preparación post parto ya que atienden a temas como la lactancia, la vuelta a casa, cuidados del bebé como cambiar un pañal o bañarlo etc.

La organización de estas jornadas preparatorias suelen llevarla a cabo organizaciones educativas como en algunas ocasiones la universidad o los mismos centros hospitalarios o ambulatorios.

Ejercicios de preparación para el parto

Los ejercicios realizados en las clases de preparación al parto son suaves y tienen como principal objetivo relajar y reforzar los músculos de la pelvis, las piernas y la espalda.

Se realizan principalmente ejercicios de flexibilización mediante estiramientos, siempre evitando llegar al dolor y sin forzar demasiado. Durante estas clases también se realizan actividades de tonificación para reforzar los músculos y que puedan soportar los cambios del embarazo y el esfuerzo del parto.

También son importantes los ejercicios de movilización de la pelvis para favorecer la salida del bebé, así como ejercicios del periné para reducir la probabilidad de sufrir desgarro durante el parto vaginal.

Si compartes nos ayudas

Hacemos un gran esfuerzo editorial. Compartiendo este artículo nos ayudas y motivas para seguir nuestro trabajo.

Autores y colaboradores

 Neus Ferrando
Embrióloga
Licenciada en Biología por la Universidad de Valencia (UV). Postgrado en Biotecnología de la Reproducción Humana Asistida por la Universidad Miguel Hernández de Elche (UHM) con experiencia como responsable de laboratorio de Embriología y Andrología en el Centro Médico Manzanera. Más sobre Neus Ferrando
Síguenos en nuestras redes

Todo sobre la reproducción asistida en nuestros canales.