Histerosalpingo-Contrast-Sonografía (HyCoSy)

Por (embrióloga).
Actualizado el 11/06/2018

La hiterosalpingosonografía (HSSG) es la técnica de imagen utilizada para visualizar el interior del útero y las trompas de Falopio con la introducción de un medio de contraste por la vagina a la vez que se hace una ecografía transvaginal.

En función del medio utilizado para la prueba, se diferencian dos tipos de HSSG:

Histerosalpingo-Contrast-Sonografía
también llamada HyCoSy, por la abreviación de la palabra inglesa Hysterosalpingo-Contrast-Sonography. El medio de contraste utilizado es una solución salina estéril.
Histerosalpingo-Foam-Sonografía
también llamada HyFoSy, por la abreviación de la palabra inglesa Hysterosalpingo-Foam-Sonography. El medio de contraste utilizado es un gel espumoso.

En ambos casos, las imágenes del tracto reproductor femenino se consiguen mediante ultrasonidos.

¿Qué es la HyCoSy?

La histerosalpingosonografía de contraste o HyCoSy es un novedoso método de diagnóstico para el estudio de la esterilidad femenina.

En concreto, la HyCoSy permite obtener imágenes de gran calidad del interior del útero y las trompas de Falopio con dos objetivos principales:

  • Detectar alteraciones en su estructura: miomas, septos, pólipos, adherencias...
  • Evaluar la permeabilidad y funcionalidad tubárica.

Con los resultados de esta prueba diagnóstica será posible saber si la mujer tiene algún problema de infertilidad por factor uterino y/o tubárico. Además, la HyCoSy también sirve para determinar qué tratamiento de reproducción asistida será el más adecuado para que la mujer pueda conseguir el embarazo.

HyCoSy vs HSG

Tradicionalmente, la prueba de imagen de las trompas de Falopio siempre ha sido la histerosalpingografía (HSG), la cual consiste en hacer una radiografía del útero y las trompas.

Para ello, se utiliza un medio de contraste yodado que se introduce por el cuello uterino a través de un catéter y, a continuación, el radiólogo toma imágenes del abdomen con una máquina de rayos X.

Evidentemente, la HyCoSy presenta múltiples ventajas frente a la HSG convencional, pues no utiliza contraste yodado ni rayos X para hacer el diagnóstico. Los beneficios de la HyCoSy, por tanto, se resumen a continuación:

  • No es una técnica invasiva.
  • No hay riesgo de alergia al contraste radiopaco.
  • La mujer no tiene tantas molestias durante el proceso.
  • Es muy fácil y rápida de hacer.
  • Las imágenes obtenidas son más nítidas.
  • Puede hacerse en la misma consulta del ginecólogo.
  • Los resultados se obtienen al instante.

En conclusión, la HyCosy ofrece un mejor diagnóstico que la HSG clásica y, además, los posibles efectos secundarios son menores.

¿Cómo se hace la HyCoSy?

El procedimiento de la HyCoSy es muy sencillo, pero es necesario tener unas precauciones antes de la prueba para minimizar los posibles riesgos.

Preparación

La HyCoSy debe hacerse al inicio del ciclo menstrual, cuando la mujer haya terminado con la menstruación, pero antes de que ocurra la ovulación. Con esto el médico se asegura de que la mujer no está embarazada en el momento de hacer la prueba, ya que el medio de contraste podría alterar la implantación del embrión.

En general, se recomienda hacer la HyCoSy entre los días 7 y 10 del ciclo menstrual siempre que la mujer sea regular. En caso contrario, el médico determinará cuál es el mejor momento para hacerla.

Puesto que no se requiere anestesia para hacer la HyCoSy, la mujer puede tomar un analgésico antes para evitar cualquier malestar, aunque por lo general se trata de una técnica indolora.

Por último, no es necesario que la mujer acuda en ayunas ni tampoco tener la vejiga llena.

Síguenos en Instagram

Procedimiento

A continuación, vamos a detallar paso a paso cómo el ginecólogo lleva a cabo el proceso de la HyCoSy:

1. La mujer se pone en posición ginecológica sobre la camilla.
2. Se coloca un espéculo en la vagina suavemente para ver el cuello uterino.
3. Se limpia el cérvix con una solución antiséptica para disminuir el riesgo de infección.
4. Se introduce un catéter flexible por el cuello hasta la cavidad uterina.
5. Se retira el espéculo vaginal.
6. Se empieza a introducir lentamente el medio de contraste, que será un suero fisiológico o una solución de galactosa.
7. Se introduce por la vagina la sonda del ecógrafo para empezar a tomar las imágenes.
8. El medio de contraste irá rellenando la cavidad uterina y difundiendo hacia las trompas. Si las trompas son permeables, el medio finalmente será expulsado a la cavidad abdominal.

Durante todo este proceso, el médico irá valorando el contorno y la forma de la cavidad uterina, el paso del medio de contraste por las trompas y las posibles alteraciones que se puedan encontrar.

Cuidados después de la HyCoSy

En general, la HyCoSy no es una técnica dolorosa que requiera unos cuidados especiales. Es posible que la mujer sienta ligeras molestias y calambres durante el paso del contraste, pero éstos desaparecen al terminar el examen.

La mujer puede seguir haciendo vida normal después de la prueba: ir a trabajar, conducir, comer y beber normalmente.

Solamente hay que tener la precaución de colocarse una compresa o toalla sanitaria porque tendrá lugar una secreción vaginal persistente durante horas. Se trata del líquido utilizado en la prueba que se filtra por la vagina. También es normal que esta pérdida venga acompañada por un pequeño manchado de sangre.

Si la mujer siente dolor después de la HyCoSy puede tomarse un analgésico y hacer un poco de reposo, pero en general la recuperación es inmediata.

Preguntas de los usuarios

¿La HyCoSy y la HyFoSy son lo mismo?

Por Zaira Salvador (embrióloga).

Prácticamente sí. El procedimiento, basado en la histerosalpingosonografía, es el mismo y las imágenes se obtienen por ultrasonidos. La única diferencia es el medio de contraste utilizado. Mientras la HyCoSy se hace con suero fisiológico o una solución de galactosa, la HyFoSy utiliza una espuma.

¿La HyCoSy solamente sirve para ver las trompas de Falopio?

Por Zaira Salvador (embrióloga).

No. La HyCoSy permite una evaluación integral de las trompas, el útero, la cavidad endometrial y la pelvis. El principal diagnóstico se basa en el interior del útero y las trompas para detectar obstrucciones. Sin embargo, al obtener las imágenes por ecografía, también pueden verse estructuras de la pelvis como los ovarios y hacer una evaluación rápida para descartar alteraciones obvias.

Lecturas recomendadas

Si van a hacerte una histerosalpingografía clásica en lugar de una HyCoSy y quieres saber en qué consiste, te recomendamos leer el siguiente artículo: ¿Qué es la histerosalpingografía? - Indicaciones y resultados.

Hacemos un gran esfuerzo editorial. Compartiendo este artículo nos ayudas y motivas para seguir nuestro trabajo.

Bibliografía

Autor

 Zaira Salvador
Zaira Salvador
Embrióloga
Licenciada en Biotecnología por la Universidad Politécnica de Valencia (UPV), Biotechnology degree en la National University of Ireland en Galway (NUIG) y embrióloga con el Máster en Biotecnología de la Reproducción Humana por la Universidad de Valencia en colaboración con el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI). Más sobre Zaira Salvador
Número de colegiada: 3185-CV

Todo sobre la reproducción asistida en nuestros canales.