Las mujeres tardan más tiempo en dar a luz

Por (embrióloga).
Actualizado el 15/04/2012

Los partos de las mujeres de hoy en día son entre dos y tres horas más duraderos que los de las mujeres de hace 50 años.

El Instituto Nacional de Salud de Estados Unidos ha realizado un estudio sobre las diferencias en los alumbramientos de las mujeres, y con los resultados los especialistas concluyen que sería interesante revisar el concepto de parto normal.

El tiempo que ha aumentado se utiliza en la primera parte del parto, antes de que llegue el momento de empujar para sacar al bebé. Esta primera parte que incluye las contracciones es la parte más larga del parto, perdura hasta que se alcanza la dilatación adecuada.

Las madres actuales también son diferentes a las de hace medio siglo, ahora tienen hijos a una edad más avanzada, lo que también puede dificultar el momento del parto, además pesan más y sus hijos también son de mayor tamaño. La líder de esta investigación, Katherine Laughon, explica que a pesar de tener en cuenta todos estos cambios en la sociedad, el parto sigue siendo más prolongado de lo que debería ser.

Para la realización de este trabajo se recurrió a dos estudios previos. El primero se realizó entre 1959 y 1966 con 39.500 mujeres que alumbraron bebés no prematuros, el segundo se realizó entre 2002 y 2008 con 98.000 mujeres que dieron a luz a bebés no prematuros. Ningún parto fue provocado, todos fueron partos espontáneos.

La duración del parto era muy diferente, las mujeres emplean 2.6 horas más en la primera etapa del parto comparado con las mujeres de 1960.

Parto normal

Uno de los factores que puede explicar esta diferencia de tiempo es la epidural. Al administrarla la mujer deja de sentir dolor, por lo que la primera parte del parto se puede ralentizar entre 40 y 90 minutos. El uso de la epidural está mucho más extendido que en los años 50, se calcula que un 55% de las mujeres en la actualidad reciben la epidural, comparado con el 4% de los años 50. Además existen otros medicamentos como la oxitocina, se administra para provocar las contracciones, que también podría estar implicado en esta diferencia.

Para los investigadores lo más interesante es que debería redefinirse el concepto de parto normal, porque es obvio que no debe ser exactamente igual al concepto de los años 50.

Laughon comentó: “Creo que necesitamos revisar las definiciones de parto anormal y los tiempos de intervención.” Ya que si durante 2 horas en la primera etapa del parto no se realiza ningún cambio en el cérvix, se considera parto anormal y se debe intervenir provocando las contracciones con oxitocina o realizando una cesárea.

Hacemos un gran esfuerzo editorial. Compartiendo este artículo nos ayudas y motivas para seguir nuestro trabajo.

Autor

 Cristina Mestre
Cristina Mestre
Embrióloga
Licenciada en Ciencias Biológicas, Genética y Reproducción Humana por la Universidad de Valencia (UV). Máster Universitario en Biotecnología de la Reproducción Humana Asistida por la UV con el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI). Embrióloga en IVI Barcelona. Más sobre Cristina Mestre

Todo sobre la reproducción asistida en nuestros canales.