Por Neus Ferrando (embrióloga).
Actualizado el 05/10/2011

Según lo expuesto en el Congreso Internacional “Medicina reproductiva: revisión crítica y profunda” realizado en Argentina, los factores ambiéntales y el estilo de vida de las parejas, pueden tener un efecto importante sobre la reproducción.

El consumo de tabaco y las drogas son factores determinantes ya que pueden afectar a los ovarios y espermatozoides, siendo los causantes, en muchos casos, de los problemas de fertilidad de una pareja. Por lo tanto fumar y el consumo de drogas dificultan seriamente conseguir un embarazo. Además la exposición a pesticidas y metales pesados también pueden afectar a la función ovárica y a la producción de espermatozoides.

En muchos casos, la fertilidad de una pareja puede verse afectada por factores que están fuera de su control como puede ser algún tipo de enfermedad o trastorno médico. Sin embargo, en otros muchos casos, factores controlables como es el estilo de vida, pueden llegar a ser determinantes en la fertilidad de una pareja. Respecto a este tipo de factores se ha hecho referencia en un congreso celebrado en Buenos Aires, Argentina, en el que han participado numerosos expertos en fertilidad.

Según lo expuesto en dicho congreso, factores como el tabaquismo o consumo de algún tipo de droga, pueden afectar a la fertilidad tanto en hombres como en mujeres, de forma importante. En el caso de las mujeres, fumar puede provocar problemas menstruales, embarazos ectópicos y problemas en el cuello uterino y en las trompas de Falopio.

Además, se ha encontrado una relación entre las mujeres que fuman y un mal resultado de las técnicas de reproducción asistida ya que en ellas los ovarios a menudo reaccionan menos ante los medicamentos y hay un porcentaje de embarazo menor. En el caso de los varones, el consumo de tabaco puede afectar a la calidad seminal y por tanto dificultar la obtención de embarazo.

Además del tabaco y las drogas, los factores ambientales pueden ser causantes de una disminución de la fertilidad. Los pesticidas y los metales pesados pueden ser causantes de una disfunción ovárica, por lo que las pacientes han de someterse a protocolos de estimulación ovárica con el fin de conseguir gestación.

Fuente: Clarin.com

Si compartes nos ayudas

Hacemos un gran esfuerzo editorial. Compartiendo este artículo nos ayudas y motivas para seguir nuestro trabajo.

Autores y colaboradores

 Neus Ferrando
Embrióloga
Licenciada en Biología por la Universidad de Valencia (UV). Postgrado en Biotecnología de la Reproducción Humana Asistida por la Universidad Miguel Hernández de Elche (UHM) con experiencia como responsable de laboratorio de Embriología y Andrología en el Centro Médico Manzanera. Más información
Síguenos en nuestras redes

Todo sobre la reproducción asistida en nuestros canales.