Semana 10 de embarazo: el feto empieza a moverse

Por (embrióloga).
Actualizado el 06/02/2018

La semana 10 de embarazo se encuentra en la mitad del tercer mes, llegando ya casi al final del crítico primer trimestre.

En este momento, se inicia la etapa fetal, es decir, el embrión pasa a denominarse feto, el cual ya tiene todos sus sistemas básicos formados.

En cuanto a la mujer, su embarazo aún pasa desapercibido para el resto de la gente a las 10 semanas, pero ella ya puede notar el vientre hinchado y un ligero aumento de peso.

Crecimiento del feto

En la semana 10 de embarazo, el embrión pasa a llamarse feto hasta la fecha de su nacimiento. Mide aproximadamente 3-4 cm y su peso es de unos 5 gramos.

El cuerpo del feto ya está más alargado y empieza a parecerse más a un humano. Además, es muy activo: mueve sus piernas dando patadas y traga líquido amniótico de forma constante.

Otros cambios importantes en el feto durante esta décima semana son los siguientes:

  • La frente es grande con respecto al tamaño de la cara debido al desarrollo del cerebro.
  • Se empiezan a formar la lengua, el paladar y los primordios de los dientes.
  • Aparecen primero los codos y después las rodillas, mientras se van alargando las extremidades.
  • Los dedos de las manos y los pies se separan y aparecen las uñas.
  • Las manitas se abren y cierran constantemente.
  • Aparece el lanugo: vello muy fino que recubre la piel.
  • Se forma el ano y el surco uretral.
  • Se inicia la osificación del esqueleto, es decir, los huesos acumulan calcio.
  • Los órganos sexuales empiezan a diferenciarse.
  • El saco vitelino se va encogiendo porque la placenta está en pleno funcionamiento.

Síntomas en la madre

En la décima semana de embarazo, es posible que los síntomas molestos de las primeras semanas, como las náuseas y vómitos, empiecen a remitir.

Todavía no se han producido importantes cambios en el cuerpo de la mujer, pero empezará a notar que la ropa le está más ajustada por la zona de la cintura. El útero ha aumentado considerablemente de tamaño y ocupa gran parte de la pelvis.

Por otra parte, un cambio importante en esta semana es que los pechos aumentan de tamaño. Es importante comprar un sujetador especial para gestantes llegados a este punto, pues ayudará a evitar problemas de espalda.

Otros síntomas característicos en la semana 10 de embarazo son los siguientes:

  • Aumento de la salivación
  • Gases
  • Arañas vasculares en las piernas por la dilatación de los capilares sanguíneos
  • Aumento de peso en 1 o 2 kg
  • Vientre hinchado por arriba del pubis
  • Ligeras molestias por el estiramiento de la placenta
  • Ganas frecuentes de orinar

Por último, el estado de ánimo suele mejorar a partir de esta semana gracias a la adaptación del cuerpo al estado de gestación y a la disminución de síntomas molestos.

La mayoría de embarazadas afirman que realmente empiezan a disfrutar del embarazo a partir de la semana diez.

Control del embarazo

Es importante hacer una primera visita al ginecólogo si aún no lo has hecho en la semana 10. En la ecografía será posible tomar las medidas del feto, visualizar las estructuras fetales y escuchar su latido cardiaco.

A partir de este momento empieza el seguimiento del embarazo. El ginecólogo tiene en cuenta todos los antecedentes de la mujer para incluirlos en su historia: embarazos previos, posibles abortos, síntomas destacados, etc.

La reproducción asistida, como cualquier tratamiento médico, requiere que confíes en la profesionalidad de los médicos y la clínica que elijas. Lógicamente, no todos son iguales.

Esta "herramienta" seleccionará las clínicas más cercanas a ti que cumplen nuestros rigurosos criterios de calidad y te enviará información sobre sus presupuestos y condiciones. Además, incluye consejos que te serán de gran utilidad a la hora de hacer las primeras visitas a las clínicas.

También es muy importante controlar el peso y la presión arterial de la madre, medidas que se tomarán en cada revisión ginecológica.

En función de las características del embarazo, edad de la madre, riesgo de aborto u otros aspectos, será necesario llevar un control más o menos estricto de la gestación. No obstante, las pruebas que comentamos a continuación sí que se hacen en todos los embarazos hoy en día.

Análisis de sangre

Durante el transcurso del primer trimestre del embarazo, es necesario hacer un análisis de sangre con el objetivo de comprobar los siguientes parámetros:

  • Grupo sanguíneo de la madre.
  • Posible anemia por falta de hierro.
  • Serologías para saber si la madre ha pasado enfermedades infecciosas como la hepatitis, sífilis, toxoplasmosis o rubéola.

En caso de obtener algún resultado alterado, el ginecólogo tomará las medidas oportunas para que no exista ningún riesgo para la madre o el feto. Es muy importante tratar las infecciones para que éstas no pasen al feto.

En este primer análisis de sangre también se determinan otras proteínas necesarias para hacer el llamado screening bioquímico que comentaremos a continuación.

Cribado combinado del primer trimestre

Esta prueba diagnóstica prenatal también se conoce como triple screening y suele hacerse entre las semanas 10 y 12 de embarazo.

Consiste en la estimación de las probabilidades de riesgo de que el feto esté afectado por síndrome de Down u otras cromosomopatías.

Para hacer este cribado combinado, es necesario hacer una extracción de sangre materna y una ecografía para obtener los siguientes parámetros:

  • La proteína placentaria asociada al embarazo: PAPP-A
  • Valores de la beta-hCG libre
  • La translucencia nucal del feto

Normalmente, primero se hace el análisis de sangre sobre la semana 8 u 11 y, a continuación, la ecografía en la semana 12 de gestación. No obstante, hay casos en que ambos estudios se hacen conjuntamente.

Para hacer el cálculo de la probabilidad de riesgo que hemos comentado, se toman en cuenta estos 3 parámetros junto con la edad y el peso de la embarazada en el momento de hacer los análisis y la ecografía.

Puesto que esta prueba solamente es una estimación, si se obtuviera un resultado que indique posibilidad de riesgo, es recomendable hacer una amniocentesis o biopsia de corión para confirmar que efectivamente existe alguna alteración cromosómica.

Cuidados

A partir de este momento de la gestación, la mujer va a empezar a notar más el crecimiento del feto en su interior, ya sea por el aumento de peso o por las molestias en la espalda. Es muy importante practicar deporte apto para embarazadas para mantener el buen estado físico y combatir los posibles dolores.

La alimentación también es clave para el correcto desarrollo del bebé, pues éste toma los nutrientes, vitaminas y minerales de la madre a través de la sangre que fluye por la placenta y el cordón umbilical.

A continuación, vamos a comentar todas la recomendaciones para un embarazo saludable a partir de la semana 10:

  • Dieta sana y equilibrada con los aportes necesarios de ácido fólico, calcio, hierro y vitamina C.
  • Hacer al menos 5 comidas al día y en pocas cantidades para mejorar la digestión.
  • Masticar bien y despacio los alimentos para evitar los gases.
  • Beber agua frecuentemente para la correcta hidratación.
  • Usar ropa con cintura holgada para estar más cómoda.
  • Comprar un sujetador de más talla, preferiblemente sin aros y con algodón.
  • Caminar al menos media hora al día para combatir la fatiga y mejorar la circulación.
  • Acudir al médico si la mujer experimenta algún sangrado o tiene síntomas de infección de orina.

Preguntas de los usuarios

¿Cómo puedo saber si tengo un embarazo de gemelos o mellizos en la semana 10?

Por Zaira Salvador (embrióloga).

Lo más recomendable es hacer una ecografía de ultrasonido para poder ver el número de sacos gestacionales y fetos que hay. También será posible escuchar el latido de dos fetos en la ecografía.

Por otra parte, las mujeres con embarazo múltiple notan un mayor aumento de peso al llegar a la semana 10, así como la elevación de la parte inferior del vientre. Los síntomas también suelen ser más notorios que en el resto de mujeres: pechos más sensibles, más náuseas, etc.

¿Cuántos meses son 10 semanas de embarazo?

Por Zaira Salvador (embrióloga).

Las 10 semanas de embarazo se corresponden con el tercer mes. Exactamente, la mujer estaría de 2 meses y medio.

No obstante, cabe señalar que la edad gestacional del feto es de 8 semanas, es decir, de 2 meses.

¿Cómo está el bebé a las 10 semanas de embarazo?

Por Zaira Salvador (embrióloga).

El cuerpo del bebé ya está formado con diez semanas de gestación y se asemeja al de los humanos. Mide entre 3 y 4 cm, tiene una cabeza grande y los brazos y las piernas ya se han alargado. También es posible intuir sus rasgos faciales: se han formado los ojos aunque están cerrados por los párpados, la nariz es más prominente y las orejas y la boca también se han formado. Por último, el bebé ya puede mover sus extremidades y abrir y cerrar las manos.

Lectura recomendada

Si estás embarazada del 10 semanas, te interesará leer el siguiente artículo próximamente: Once semanas de embarazo.

Un sangrado en la semana 10 de embarazo puede ser indicativo de diferentes cosas. Te recomendamos leer el siguiente post para obtener información más detallada: ¿Es normal sangrar en el embarazo?

Hacemos un gran esfuerzo editorial. Compartiendo este artículo nos ayudas y motivas para seguir nuestro trabajo.

Bibliografía

Autores y colaboradores

 Zaira Salvador
Zaira Salvador
Embrióloga
Licenciada en Biotecnología por la Universidad Politécnica de Valencia (UPV), Biotechnology degree en la National University of Ireland en Galway (NUIG) y embrióloga especialista en Medicina Reproductiva con el Máster en Biotecnología de la Reproducción Humana por la Universidad de Valencia en colaboración con el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI) Más sobre Zaira Salvador
Número de colegiada: 3185-CV

Todo sobre la reproducción asistida en nuestros canales.