Investigadores europeos descubren los genes y proteínas responsables de la fertilidad de los espermatozoides

Por (licenciada en ciencias y artes de la comunicación y graduada en derecho).
Actualizado el 02/11/2009

Un grupo de científicos europeos, perteneciente al Laboratorio Europeo de Biología Molecular, en Alemania y Francia, descubrieron que una proteína (Brdt) que sólo se halla en las células espermáticas cuando se desarrollan, cumple una función esencial en la compactación a la que es sometido el ADN de los espermatozoides.

23 de octubre 2009

Los investigadores del LEBM (Laboratorio Europeo de Biología Molecular) en Alemania junto con colegas del Instituto de Biología Estructural (IBS) Jean Pierre Ebel y el Instituto Albert Bonniot (IAB), ambos en Francia, han conseguido determinar la forma más efectiva de leer el código de histonas, resolviendo el tema de la velocidad de los espermatozoides.

La cadena del ADN, se encuentra compactada en una estructura llamada cromatina, que es el elemento fundamental de la estructura de un cromosoma. Las hebras de ADN se enlazan a unas proteínas que se llaman histonas. Asimismo, la cromatina es regulada por un proceso extremadamente complicado, donde diferentes etiquetas químicas señalan histonas y son el código que encamina los cambios que se harán en la estructura de la cromatina. Diferentes proteinas se adhieren a esas etiquetas y combinándose descifran el código.

Los científicos han descubierto ahora que existe un nivel más complejo de este proceso cuando examinaron la unión de la histona con la proteína Brdt, allí descubrieron que la Brdt se une con más fuerza a una histona con dos copias de un tipo específico de etiqueta, empleando para ello un dominio de proteína. “Quedamos muy sorprendidos”, afirmó el Dr. Christoph Müller del LEBM. “Examinamos la estructura y descubrimos que los dominios forman un “bolsillo” que une ambas etiquetas a la vez”.

Asimismo, el Dr. Saadi Khochbin del IAB explicó que: “En los espermatozoides estas etiquetas se añaden a toda la cromatina como si de una inmensa ola se tratase justo antes de que el ADN comience el proceso de supercompactación. Sin la Brdt, no se produciría una compactación tan intensa y el espermatozoide sería menos hidrodinámico. Los ratones que carecen de la Brdt no son fértiles”.

Los científicos esperan que los resultados obtenidos ayuden a subsanar problemáticas referentes al desarrollo de los espermatozoides y están evaluando también la influencia que esta proteína puede tener en la infertilidad masculina.

Hacemos un gran esfuerzo editorial. Compartiendo este artículo nos ayudas y motivas para seguir nuestro trabajo.

Autores y colaboradores

 María Sánchez Montes
María Sánchez Montes
Licenciada en Ciencias y Artes de la Comunicación y graduada en Derecho
Licenciada en Ciencias y Artes de la Comunicación y graduada en Derecho por la Pontificia Universidad Católica del Perú. Redactora periodística y gestión de redes sociales. Gerente general en Stratega Consulting Perú SAC. Más sobre María Sánchez Montes

Todo sobre la reproducción asistida en nuestros canales.