El ejercicio moderado mejora la calidad del semen

El ejercicio es un hábito que cada vez más no sólo se aconseja, sino que se prescribe, por los profesionales de la salud por las grandes mejoras a nivel sistémico que reporta.

En el ámbito reproductivo, la mejora de la calidad seminal es la piedra angular de la fertilidad masculina, y los espermatozoides, su concentración y características de morfología y movilidad son el reflejo final de dicha fertilidad, pero durante su formación y procesamiento en los testículos, se encuentran bajo el influjo de hormonas como la Testosterona o la Hormona Folículo Estimulante (FSH) y este ambiente hormonal puede ser determinante para una mejora de la producción y la maduración de los espermatozoides.

La concentración y el entorno hormonal mejora con el ejercicio

El ejercicio moderado, según defienden varios estudios, el último de ellos llevado a cabo por la Universidad de Harvard, mejora la concentración de los espermatozoides.

“Los hombres que hacen siete o más horas de ejercicio por semana, esencialmente una hora al día, tenían concentraciones de un 48 por ciento más altas que los hombres que hacían menos de una hora de ejercicio por semana”, comentó Audrey Gaskins, coautora del estudio. En concreto, los hombres que realizan levantamiento de pesas y ejercicio moderado al aire libre mejoraban la calidad seminal respecto a los sedentarios.

La práctica moderada de deporte mejora los valores seminales

Anteriormente, investigadores de un grupo de estudio de la Universidad de Córdoba, publicaron un artículo en la Revista Europea de Fisiología Aplicada (European Journal of Applied Physiology), en el que se notificaba que los varones que llevaban a cabo ejercicio de forma moderada, experimentaban una mejora en la concentración seminal, así como en los valores hormonales de los que antes hablábamos, que componen el entorno endocrino del proceso de la espermatogénesis.

El estudio comprendió 31 sujetos , de los que se valoró las propiedades seminales y la variación de las hormonas Testosterona, FSH (Hormona Folículo Estimulante), LH (Hormona Luteinizante), Cortisol y el ratio Testosterona/Cortisol, y pese a ser una muestra relativamente pequeña, corrobora las conclusiones de estudios que se han ido llevado a cabo al respecto con posterioridad.

El ejercicio intenso reduce la fertilidad

El ejercicio moderado es saludable y como hemos visto, mejora los valores seminales con respecto a varones que no incluyen el ejercicio en sus actividades cotidianas.

Pero, en el punto medio está la virtud, y una excesiva actividad física, propia de deportistas profesionales de competición, parece provocar una disminución de la calidad seminal. Además, el mismo grupo de investigación de Harvard encontró que la práctica moderada de ciclismo reducía la concentración de los espermatozoides, lo que contrasta con otros estudios que abogan porque la práctica de este deporte de modo regular vigoriza los espermatozoides y dota el semen de mejor calidad, por lo que estaremos atentos a estudios con mayor muestra poblacional que arrojen resultados esclarecedores respecto a esta práctica deportiva en concreto.
Una actividad física no excesiva mejora el semen del varón

Las cookies nos permiten ofrecerle publicidad personalizada y recopilar datos estadísticos. Si continua navegando consideramos que acepta nuestra política de cookies.   Aceptar