¿Cuáles son las ventajas y desventajas de la inseminación artificial?

Por (embrióloga), (embrióloga) y (ginecóloga).
Actualizado el 01/03/2021

Al igual que el resto de técnicas de reproducción asistida, la inseminación artificial (IA) tiene ciertas ventajas y también algunos inconvenientes.

La IA se considera una técnica de baja complejidad, por lo que su principal ventaja es que se trata de un procedimiento sencillo y poco invasivo.

Sin embargo, se necesitan ciertos requisitos para lograr el embarazo por IA y los resultados son peores en comparación con la fecundación in vitro (FIV).

Ventajas de la inseminación artificial

Aunque existen varios tipos de IA según el sitio donde se depositen los espermatozoides, el más común es la inseminación artificial intrauterina y, por esto, es al que nos referimos cuando hablamos simplemente de IA.

El proceso de la inseminación artificial intrauterina es muy sencillo y consiste en introducir los espermatozoides directamente en el útero de la mujer, a través del cérvix, con ayuda de una cánula.

La muestra de semen para la IA se procesa previamente en el laboratorio y puede proceder de la pareja (IA conyugal, IA homóloga o IAC) o de un donante de semen (IA heteróloga o IAD).

A continuación, vamos a enumerar los principales beneficios o ventajas de la inseminación artificial.

Similitud con la concepción natural

La IA es la técnica de reproducción asistida más parecida a la concepción natural. A diferencia de los ciclos de FIV (donde los óvulos de la paciente se extraen por punción folicular y se fecundan posteriormente en el laboratorio), en la IA la fecundación se produce dentro del cuerpo de la mujer.

Además, aunque es cierto que en la IA los espermatozoides se introducen artificialmente en el útero de la paciente para facilitar su camino, existe una selección natural en el tracto reproductor femenino del espermatozoide que finalmente fecundará al óvulo.

Sencillez y bajo coste

La IA se puede realizar en la propia consulta ginecológica, sin necesidad de pasar por el quirófano. Se trata de una técnica muy sencilla, rápida y cómoda para la paciente.

El proceso de introducción de la cánula a través del cérvix para realizar la IA es indoloro, por lo que no precisa anestesia.

Por otro lado, la estimulación ovárica que se realiza previamente a la IA es más leve que la necesaria para un tratamiento de FIV, ya que solo se busca la maduración de 1-2 folículos. Esto reduce los efectos secundarios, los riesgos provocados por el tratamiento hormonal y los costes asociados a esta medicación.

Adicionalmente, debido a que la IA no requiere demasiada intervención de personal, ni quirófano, ni cultivo de los embriones con complejos sistemas de mantenimiento y manipulación, su coste es inferior respecto al de los tratamientos de FIV.

Ventajas derivadas de la propia técnica

Aparte de los beneficios comentados anteriormente, la IA también tiene unas ventajas características del propio proceso de inseminación:

  • Aumenta las probabilidades de gestación respecto a la concepción natural debido a la leve estimulación ovárica, al control para realizar la inseminación cerca del periodo ovulatorio, al procesamiento de la muestra de semen y a la introducción de los espermatozoides directamente en el útero.
  • Permite ser madres a mujeres solas y a parejas formadas por dos mujeres mediante la donación de semen.

Si necesitas una inseminación artificial u otro tratamiento de reproducción asistida, te recomendamos utilizar esta "herramienta". Filtrará las mejores clínicas de tu zona que cumplen nuestros criterios de calidad y te dará un informe a tiempo real con consejos útiles para que, tras el filtro, puedas elegir la clínica que mejor se adapte a ti.

Por todos estos motivos, la IA es una técnica muy utilizada y debe ser la primera opción de reproducción asistida en parejas que no tengan ningún factor que la desaconseje.

Inconvenientes de la inseminación artificial

Aun teniendo todas las ventajas mencionadas anteriormente, la sencillez del procedimiento de la IA implica ciertos requisitos en la pareja e influye en las tasas de éxito. Además, la IA puede tener ciertos riesgos.

Requisitos

La IA no es una técnica apropiada para todas las mujeres o parejas que acuden a una clínica de fertilidad. El especialista será quien valore y explique a la pareja cuál puede ser el tratamiento de reproducción asistida más adecuado en su caso.

Para poder lograr un embarazo con la técnica de IA, se requieren las siguientes condiciones en la pareja:

  • Las trompas de Falopio de la mujer deben ser funcionales, ya que es donde se va a producir la fecundación.
  • La mujer no debe tener problemas que le impidan ovular de forma espontánea o inducida por la medicación hormonal
  • La calidad de los espermatozoides debe ser buena y presentar resultados favorables, o solo alteraciones leves, en el seminograma. Además, se recomienda un REM (recuento de espermatozoides móviles) superior a 3 millones de espermatozoides móviles progresivos tras el procesamiento de la muestra de semen.

Por otro lado, la IA suele emplearse en mujeres jóvenes con una edad máxima de 35-37 años para que tenga unas posibilidades aceptables de éxito.

Tasa de éxito

La IA requiere una menor intervención humana respecto de la FIV. Esto también provoca que las tasas de éxito sean notablemente más bajas.

En el último Registro Nacional de Actividad de la Sociedad Española de Fertilidad (SEF) del año 2018, la tasa de gestación (por ciclo) para la IA se sitúa en un 16,4 % en mujeres menores de 35 años. Sin embargo, la tasa de parto (por ciclo) es de 13,2 % para mujeres del mismo grupo de edad.

Por este motivo, se suelen realizar varias IA para conseguir la gestación. Lo habitual es que se realicen 4 intentos mediante IA antes de optar por otra técnica de reproducción asistida. De esta manera, la tasa acumulada de embarazo asciende a, aproximadamente, un 60%. Más allá del cuarto intento de IA la tasa acumulada no asciende, por lo que no se aconseja seguir buscando el embarazo mediante esta técnica.

Si deseas obtener información más detallada sobre el tema, te recomendamos visitar el siguiente articulo: ¿Qué probabilidad de éxito tiene la inseminación artificial?

Riesgos

Pese a su sencillez, la IA no está exenta de ciertos riesgos como los mencionados a continuación:

  • Síndrome de hiperestimulación ovárica (SHO). Este síndrome no es muy frecuente en la IA, ya que la estimulación ovárica es leve.
  • Embarazo múltiple, por la maduración de más de 1 óvulo tras la estimulación ovárica. Las gestaciones múltiples llevan asociado un mayor riesgo obstétrico durante el embarazo y el parto.
  • Embarazo ectópico.
  • Infecciones o reacciones alérgicas. Aunque son muy infrecuentes, este tipo de problemas pueden producirse tras la IA.

Puedes leer más información sobre estos riesgos de la IA si pinchas en el siguiente enlace: Riesgos y consecuencias de la inseminación artificial

Entrevista a la Dra. Valeria Sotelo

En el siguiente vídeo, la Dra. Valeria Sotelo nos comenta algunas desventajas y posibles efectos secundarios de la inseminación artificial:

Preguntas de los usuarios

¿Qué ventajas tiene la estimulación ovárica de la IA frente a la de la FIV?

Por Silvia Azaña Gutiérrez (embrióloga).

Las ventajas que presenta la estimulación ovárica previa a una IA, respecto a la que se realiza antes de una FIV, son:

  • Menos efectos secundarios asociados al tratamiento hormonal.
  • Menos riesgo de padecer síndrome de hiperestimulación ovárica (SHO).
  • Menos coste asociado a la medicación.

Todas estas ventajas están relacionadas con la menor cantidad de gonadotropinas necesarias en la IA, ya que solo se busca la maduración de 1-2 folículos.

¿Es un inconveniente tener una ligadura de trompas para realizar una IA?

Por Silvia Azaña Gutiérrez (embrióloga).

Sí. Para realizar una inseminación artificial se necesita que las trompas sean funcionales. Tener las trompas ligadas impedirá que el óvulo y el espermatozoide puedan encontrarse y, por tanto, no se podrá producir la fecundación.

No obstante, los tratamientos de fecundación in vitro (FIV) no tienen este requisito, ya que la fecundación se produce fuera del cuerpo de la mujer, es decir, en el laboratorio.

Lecturas recomendadas

Si quieres seguir leyendo más en profundidad sobre el proceso de la inseminación artificial, puedes visitar el siguiente enlace: ¿Cómo se hace una inseminación artificial paso a paso?

Si lo que necesitas es información sobre los tratamientos de FIV, te recomendamos leer este artículo: La fecundación in vitro (FIV): ¿Qué es y cuál es su precio?

Hacemos un gran esfuerzo editorial. Compartiendo este artículo nos ayudas y motivas para seguir nuestro trabajo.

Bibliografía

Cohlen B, Bijkerk A, Van der Poel S, Ombelet W. IUI: review and systematic assessment of the evidence that supports global recommendations. Hum Reprod Update. 2018 May 1;24(3):300-319.

Ejzenberg D, Gomes TJO, Monteleone PAA, Serafini PC, Soares-Jr JM, Baracat EC. Prognostic factors for pregnancy after intrauterine insemination. Int J Gynaecol Obstet. 2019 Oct;147(1):65-72.

Evans MB, Stentz NC, Richter KS, Schexnayder B, Connell M, Healy MW, Devine K, Widra E, Stillman R, DeCherney AH, Hill MJ. Mature Follicle Count and Multiple Gestation Risk Based on Patient Age in Intrauterine Insemination Cycles With Ovarian Stimulation. Obstet Gynecol. 2020 May;135(5):1005-1014.

Matorras R, Rubio K, Iglesias M, Vara I, Expósito A. Risk of pelvic inflammatory disease after intrauterine insemination: a systematic review. Reprod Biomed Online. 2018 Feb;36(2):164-171.

Sociedad Española de Fertilidad. Registro Nacional de Actividad 2018-Registro SEF (ver)

Preguntas de los usuarios: '¿Qué ventajas tiene la estimulación ovárica de la IA frente a la de la FIV?' y '¿Es un inconveniente tener una ligadura de trompas para realizar una IA?'.

Ver más

Autores y colaboradores

 Andrea  Rodrigo
Andrea Rodrigo
Embrióloga
Licenciada en Biotecnología por la Universidad Politécnica de Valencia (UPV) con Máster Universitario en Biotecnología de la Reproducción Humana Asistida, impartido por la Universidad de Valencia en colaboración con el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI). Postgrado de Experto en Genética Médica. Más sobre Andrea Rodrigo
 Silvia Azaña Gutiérrez
Silvia Azaña Gutiérrez
Embrióloga
Graduada en Biología Sanitaria por la Universidad de Alcalá y especializada en Genética Clínica por la misma universidad. Máster en Biotecnología de la Reproducción Humana Asistida por la Universidad de Valencia en colaboración con el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI). Más sobre Silvia Azaña Gutiérrez
Número de colegiada: 3435-CV
Dra. Valeria Sotelo
Dra. Valeria Sotelo
Ginecóloga
Licenciada en Medicina por la universidad de Buenos Aires, con la especialidad en Ginecología y Obstetricia. Formación de Máster en Cirugía Videolaparoscópica y título de especialista en Tocoginecología. Miembro asociado de la SEF y SEGO. Más de 10 años de experiencia en el campo de Medicina Reproductiva. Más sobre Dra. Valeria Sotelo
Número de colegiada: 030309166

Todo sobre la reproducción asistida en nuestros canales.