Enfermedad de la tiroides y embarazo

La glándula tiroides es una glándula endocrina situada en el cuello y encargada de la producción de las hormonas tiroideas. Estas hormonas controlan el ritmo de muchas actividades del cuerpo como la velocidad del latido cardíaco o la velocidad con la que se queman calorías, en definitiva, actividades importante para el metabolismo de nuestro cuerpo.

Padecer una enfermedad tiroideas supone una alteración en las hormonas que esta glándula libera con graves consecuencias sobre la salud. Especialmente, sufrir la enfermedad tiroidea estando embarazada puede aumentar el riesgo de aborto y reducir las capacidades intelectuales del bebé.

Debido a ello, es recomendable que las mujeres embarazadas revisen su tiroides al principio del embarazo e incluso durante la planificación del mismo. En aquellos casos en los que la mujer embarazada ya estaba tratándose por un trastorno del tiroides, lo ideal es que se realice revisiones cada 6-8 semanas. De esta manera conseguiremos controlar la actividad de la glándula tiroides y reducir los riesgos de la enfermedad durante el embarazo.

Hipotiroidismo sin tratar en el embarazo

Existen diferentes alteraciones de la glándula tiroides, siendo la más común el hipotiroidismo. Consiste en la deficiente producción de hormonas tiroideas y cursa con aumento de peso, dificultad de concentración, debilidad, cansancio crónico, intolerancia al frío, caída de pelo, etcétera.

Las consecuencias de padecer hipotiroidismo no tratado son mayores en tres grupos poblacionales:

  • Niños en edad escolar
  • Mujeres en edad fértil
  • Mujeres embarazadas

Alrededor del 2,4% de las mujeres embarazadas presenta hipotiroidismo. Los riesgos principales a los que se expone una embarazada que no trata su problema de tiroides son el desprendimiento de placenta, prematuridad, la disminución del coeficiente intelectual o el bajo peso del niño al nacer.

Además, durante el primer trimestre, el embrión no dispone todavía de glándula tiroides o no la tiene suficientemente desarrollada, y se abastece de las hormonas tiroideas de la madre, siendo imprescindible que la madre produzca la cantidad necesaria de las mismas.

Lograr el embarazo con hipotiroidismo

Existen estudios que han demostrado que el mal funcionamiento de la glándula tiroides puede afectar a la fertilidad.

En concreto, el hipotiroidismo se relaciona con la subfertilidad, es decir, las mujeres que lo padecen tienen mayor dificultad para llevar sus embarazos a término.

Por otra parte, el embarazo es más difícil de sobrellevar debido a los síntomas propios del hipotiroidismo, comentado anteriormente.

4 comentarios

  1. usuario
    bea

    Tengo hipotiroidismo la ultima tsh me salio en 4. Tomaba 75 de eutirox yo no me encuentro bien.
    Queria hacerme una inseminación y solo por eso me subieron a 88 de eutirox. Mi doctora dice que con tener la tsh en 3 es suficiente para ir a reproducción asistida.
    Y yo se que no que lo ideal es estar por debajo de 2 y para buscar embarazo por debajo de 1 como una persona sana.
    Podrian asesorarme gracias.

  2. avatar
    Antonela

    Hola! Yo tengo la t4 en 3,20 y los anticuerpos antitiroglobulina me dieron positivo. Sólo estoy tomando 25 mg de levotiroxina, no me la han aumentado. Este mes tengo un atraso de 4 días. Es posible lograr un embarazo teniendo alta la tiroides? o tiene que estar en 1? Esa es mi gran duda. Y respecto al atraso, quizá no ovulé por esto mismo, no?

  3. usuario
    Gloria Hirún

    Leyendo el artículo entiendo que, en caso de un adecuando tratamiento de la enfermedad, las consecuencias que se explican no se padecen, verdad?

    • avatar
      Andrea RodrigoEspecialista en reproducción asistida

      Las consecuencias y problemas que se comentan arriba están focalizadas en los casos de hipotiroidismo que no reciben tratamiento. Si el hipotiroidismo está bien tratado y lleva la medicación adecuada no tiene porqué suponer un problema mayor. No obstante, cada caso es particular y debería darse un estudio personalizado analizando las posibles consecuencias.

Las cookies nos permiten ofrecerle publicidad relacionada. Si continúa navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies. El uso del chat, foros o formularios indica que está aceptando nuestra política de privacidad y protección de datos.    Cerrar