Síndrome del ovario poliquístico (SOP): causas, síntomas y tratamiento

Por (ginecóloga), (ginecólogo), (embrióloga) y (embrióloga).
Actualizado el 13/12/2018

El síndrome del ovario poliquístico (SOP), también conocido como síndrome de Stein-Leventhal, es una alteración endocrina muy frecuente que puede tener consecuencias en la fertilidad de las mujeres.

Sus síntomas son variados e incluso puede que no se llegue al diagnóstico hasta que se detecten problemas para conseguir el embarazo y sea necesario realizar un tratamiento de reproducción asistida.

¿Qué es el SOP?

El síndrome del ovario poliquístico es la patología endocrina más frecuente en las mujeres en edad fértil: afecta aproximadamente al 4-8% de éstas. Frecuentemente se encuentra asociado a:

  • Anovulación (ausencia de ovulación) y, por tanto, esterilidad. De hecho, es la causa más frecuente de infertilidad anovulatoria.
  • Obesidad.
  • Hiperandrogenismo (exceso de hormonas masculinas).
  • Resistencia a la insulina.

Con el síndrome del ovario poliquístico se producen más andrógenos de lo habitual y el ciclo menstrual no se regula correctamente. En el ovario, los folículos no liberan los óvulos porque éstos no maduran y se producen quistes. Debido a esta ausencia de maduración y liberación del óvulo, las mujeres con síndrome de ovario poliquístico tienen afectada la fertilidad.

La reproducción asistida, como cualquier tratamiento médico, requiere que confíes en la profesionalidad de los médicos y la clínica que elijas porque, como es lógico, cada una es diferente.

Esta "herramienta" te enviará un informe totalmente personalizado, con la información detallada del tratamiento que necesitas, las clínicas de tu zona que cumplen nuestros criterios de calidad y sus presupuestos. Además, incluye consejos que te serán de gran utilidad a la hora de hacer las primeras visitas a las clínicas.

Este síndrome es un problema de origen metabólico que no debe confundirse con los ovarios poliquísticos, que únicamente es una característica ecográfica que puede estar presente o no en las pacientes con SOP y que no tiene por qué ir acompañada de esterilidad.

El 16-25% de las mujeres en edad reproductiva presentan ovarios poliquísticos y no a todas se les diagnostica el síndrome de ovario poliquístico. Por tanto, tener ovarios poliquísticos no implica necesariamente padecer el síndrome.

Las causas por las que se produce este síndrome no están del todo determinadas, aunque parece ser que existe predisposición genética y que hay varios genes implicados. Lo más aceptado es que se trata de una enfermedad multifactorial, es decir, que influyen tanto factores genéticos como ambientales.

Diagnóstico

Desde que el SOP fue descrito por primera vez, los criterios diagnósticos de este síndrome han ido variando a la vez que se ha ido conociendo más sobre su fisiopatología.

Actualmente, lo más habitual para el diagnóstico del SOP es utilizar los criterios de Rotterdam. Éstos determinan que, para poder definir un SOP, es necesario que la paciente presente al menos dos de los siguientes signos, habiendo excluido otras patologías:

  • Oligoovulación/anovulación (ovulación menos frecuente de lo habitual o ausente).
  • Signos clínicos o bioquímicos de hiperandrogenismo.
  • Ovarios poliquísticos en ecografía: presencia de 12 o más folículos de 2 a 9 mm en corona radiada (en forma de collar de perlas) en cada ovario o de volumen ovárico agrandado (más de 10 ml). Es suficiente que estas características se den en uno de los ovarios.

Puedes obtener más detalles sobre esto en el siguiente artículo: ¿Cómo se diagnostica el síndrome de ovarios poliquísticos?

Síntomas

Los manifestaciones clínicas más comunes que sufren las mujeres con síndrome de ovario poliquístico son los siguientes:

  • Irregularidades menstruales: oligomenorrea (menos de 9 reglas anuales) o amenorrea (ausencia de menstruación).
  • Esterilidad anovulatoria.
  • Hirsutismo: exceso de vello.
  • Alopecia o caída del cabello.
  • Acné.
  • Alteraciones hormonales: testosterona elevada, hormona LH elevada, relación LH/FSH elevada, δ4-androstenodiona (andrógeno) elevada, etc.
  • Hormona antimülleriana (AMH) alta.
  • Resistencia a la insulina.
  • Ovarios poliquísticos.
  • Hipoplasia mamaria y uterina.
  • Obesidad.
  • Acantosis nígricans: piel oscura y engrosada en el cuello o axilas.

Tratamiento

Ante una predisposición a padecer el síndrome de ovario poliquístico, es importante modificar el estilo de vida, llevar una dieta equilibrada, no superar un índice de masa corporal de 25 y realizar un tratamiento con anticonceptivos y antidiabéticos. Es recomendable también evitar el sedentarismo, no solo la obesidad.

La metformina, un antidiabético, ha sido ampliamente utilizada para la insensibilización de los ovarios al exceso de insulina y así poder promover la maduración folicular.

En el caso de desear ser madres, la primera aproximación para las pacientes obesas será la modificación del estilo de vida. Si no es suficiente o si no es necesario adelgazar, se intentará inducir la ovulación mediante fármacos como el Omifin.

Las pacientes en las cuales estas estrategias no sean efectivas tendrán que someterse a técnicas de reproducción asistida. Puede ser suficiente con realizar una inseminación artificial y que no sea necesario recurrir a la fecundación in vitro (FIV) para conseguir el embarazo.

Si te interesa seguir leyendo sobre esto, te animamos a acceder al siguiente post: Tratamiento del síndrome de ovarios poliquísticos.

Entrevista al Dr. Miguel Ángel Vincenti Bosco

En el siguiente vídeo, el Dr. Miguel Ángel Vincenti nos comenta todas las particularidades del síndrome de ovarios poliquísticos.

Preguntas de los usuarios

¿Qué probabilidad de éxito hay con una inseminación artificial si tengo el síndrome del ovario poliquístico?

Por Dra. Carmen Ochoa Marieta (ginecóloga).

La tasa de éxito en las inseminaciones depende del tipo de inseminación (conyugal o con semen de banco), de la edad de la mujer y de la patología que tenga esta. Las cifras pueden oscilar entre un 14% y un 20% por ciclo.

¿El síndrome del ovario poliquístico tiene cura?

Por Rebeca Reus (embrióloga).

El hecho de que haya factores genéticos implicados dificulta que esta alteración pueda desaparecer. No obstante, se puede intentar evitar su aparición o disminuir sus síntomas siguiendo un estilo de vida sano y controlando las dietas.

¿La metformina ayuda a que las pacientes con síndrome del ovario poliquístico consigan el embarazo?

Por Rebeca Reus (embrióloga).

La metformina ayuda a reinstaurar los ciclos ovulatorios y conseguir regularidad menstrual en las pacientes obesas que presentan resistencia a la insulina. Sin embargo, si solamente se administra este medicamento, no parece aumentar la tasa de embarazos clínicos. Únicamente parece aportar beneficios para conseguir el embarazo en determinadas pacientes a las que también se les administra cictrato de clomifeno, como el Omifin.

¿Qué tratamiento de fertilidad es el más adecuado para conseguir el embarazo con SOP?

Por Zaira Salvador (embrióloga).

El tratamiento va a depender en función de los análisis hormonales y la revisión ginecológica. En primer lugar se puede intentar un cambio en el estilo de vida para ver si se consigue la regulación del ciclo menstrual. Si aún así continúa existiendo una anovulación, el tratamiento adecuado consiste en fármacos que son inductores de la ovulación. Por último, es posible recurrir a técnicas de reproducción asistida como la IA o la FIV si fuera necesario.
Leer más

Lectura recomendada

Si deseas saber más sobre los efectos que puede tener en la fertilidad presentar ovarios poliquísticos, te recomendamos que leas este artículo: Fertilidad con ovarios poliquísticos.

Si lo que estás buscado son tratamientos de fertilidad para conseguir una gestación con SOP, puedes acceder al siguiente post: Embarazo con el síndrome de ovarios poliquísticos.

Hacemos un gran esfuerzo editorial. Compartiendo este artículo nos ayudas y motivas para seguir nuestro trabajo.

Bibliografía

Adams Hillard PJ. Oral contraceptives and the management of hyperandrogenism - polycystic ovary syndrome in adolescents. Endocrinol Metab Clin N Am 2005; 34:677-705.

Asunción M, Calvo RM, San Millán JM, Sancho J, Ávila S, Escobar-Morreale HF. Prospective study of the prevalence of the polycystic ovary syndrome in unselected Caucasian women from Spain. J Clin Endocrinol Metab. 2000;85: 2434-8.

Bajares de Lilue M, Pizzi R, Velázquez Maldonado E. Tratamiento del síndrome de ovario poliquístico. Manejo dermatológico. Caracas: Editorial Ateproca. 2007: 67-71; 80-84.

Checa Vizcaíno, M.A., Espinós Gómez, J.J., Matorras Weining, R. (2005). Síndrome del ovario poliquístico. Buenos Aires; Madrid: Médica Panamericana. Sociedad Española de Fertilidad (SEF). ISBN 84-7903-599-4

ESHRE/ASRM Revised 2003 consensus on diagnostic criteria and long-term health risks related to polycystic ovary syndrome. Fertil Steril 2004; 81:19-25

Griesinger G. y col. (2006). GnRH-antagonists in ovarian stimulation for IVF in patients with poor response to gonadotropins, polycystic ovary syndrome, and risk of ovarian hyperstimulation: a meta-analysis. Reproductive BioMedicine Online; 13: 628-638.

Huddelston HG (2013). Biomarkers of ovarian reserve in women with polycystic ovary syndrome. Semin Reprod Med.

Moll E, van der Veen F, van Welly M. The role of metformin in polycystic ovary syndrome: a systematic review. Hum Reprod Update 2007; 13(6):527-37.

Thessaloniki ESHRE/ASRM-Sponsored PCOS Consensus Workshop Group. Consensus on infertility treatment related to polycystic ovary syndrome. Hum Reprod 2008; 23(3):462-77

Zawadski JK, Dunaif A. Diagnostic criteria for polycystic ovary syndrome: towards a rational approach. En: Dunaif A, Givens JR, Haseltine FP, Merriam GR (eds.). Polycystic ovary syndrome. Boston: Blackwell Scientific Publications. 1992:377-384.

Preguntas de los usuarios: '¿Qué probabilidad de éxito hay con una inseminación artificial si tengo el síndrome del ovario poliquístico?', '¿El síndrome del ovario poliquístico tiene cura?', '¿La metformina ayuda a que las pacientes con síndrome del ovario poliquístico consigan el embarazo?' y '¿Qué tratamiento de fertilidad es el más adecuado para conseguir el embarazo con SOP?'.

Ver más

Autores y colaboradores

Dra. Carmen Ochoa Marieta
Dra. Carmen Ochoa Marieta
Ginecóloga
Licenciada en Medicina por la Universidad del País Vasco, con doctorado en Medicina y Cirugía por la Universidad de Murcia. Actualmente dirige la Unidad de Reproducción Asistida del Centro de Estudios para la Reproducción (CER SANTANDER) en Santander y la Unidad diagnóstica de Medicina de la Reproducción en Bilbao. Más sobre Dra. Carmen Ochoa Marieta
Número de colegiado: 484805626
Dr. Miguel Ángel Vincenti Bosco
Dr. Miguel Ángel Vincenti Bosco
Ginecólogo
Licenciado en Medicina, con especialidad en Ginecología y Obstetricia. Especialista en Medicina de la Reproducción con larga trayectoria como director médico en centros de fertilidad. Actualmente desarrolla su labor como especialista en el Instituto de Reproducción Asistida Quirónsalud Dexeus Murcia y la Unidad de Reproducción Asistida del Hospital Quirónsalud Torrevieja. Más sobre Dr. Miguel Ángel Vincenti Bosco
 Rebeca Reus
Rebeca Reus
Embrióloga
Graduada en Biología Humana (Biomedicina) por la Universitat Pompeu Fabra (UPF), con Máster Oficial en Laboratorio de Análisis Clínicos por la UPF y Máster sobre la Base Teórica y Procedimientos de Laboratorio de Reproducción Asistida por la Universidad de Valencia (UV). Más sobre Rebeca Reus
 Zaira Salvador
Zaira Salvador
Embrióloga
Licenciada en Biotecnología por la Universidad Politécnica de Valencia (UPV), Biotechnology degree en la National University of Ireland en Galway (NUIG) y embrióloga especialista en Medicina Reproductiva con el Máster en Biotecnología de la Reproducción Humana por la Universidad de Valencia en colaboración con el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI) Más sobre Zaira Salvador
Número de colegiada: 3185-CV

Todo sobre la reproducción asistida en nuestros canales.