La menopausia precoz: síntomas, causas y tratamientos

Por (embrióloga).
Actualizado el 01/02/2018

La menopausia precoz consiste en el cese de la actividad reproductiva en las mujeres menores de 40 años. Los ovarios dejan de funcionar, no hay ovulación y, finalmente, desaparecerán las menstruaciones.

Esta alteración también se conoce como fallo ovárico prematuro (FOP), el cual supone una causa de infertilidad en el 1% de las mujeres.

Los síntomas y consecuencias de la menopausia precoz son los mismos que aparecen en las mujeres menopáusicas a partir de los 50 años.

¿Qué es la menopausia precoz?

La menopausia precoz es el paso de la mujer de una etapa fértil a una no fértil a una edad temprana, antes de los 40 años. Algunas mujeres sufren de menopausia precoz incluso antes de los 30 años.

La media de edad en la que las mujeres españolas llegan a la menopausia es de 50 años. Puedes leer más sobre esto aquí: ¿Qué es el climaterio?

La menopausia prematura supone la pérdida de la función ovárica. Las consecuencias de esto son las siguientes:

  • El ovario dejará de producir estradiol
  • Las reglas se harán irregulares hasta desaparecer
  • No habrá ovulación
  • La mujer sufrirá infertilidad

Causas

La principal causa de la menopausia a una edad temprana es el fallo ovárico precoz, el cual está provocado por diferentes factores que son difíciles de determinar.

Otras veces, la causa de la menopausia prematura es más evidente como, por ejemplo, la extirpación de los ovarios.

A continuación, vamos a comentar todas las posibles causas de la menopausia precoz en la mujer:

Alteraciones genéticas
mujeres que sufren el síndrome de Turner o el síndrome de la X frágil.
Antecedentes familiares
si la madre o hermana de la mujer ha sufrido menopausia prematura, hay una mayor probabilidad de que ocurra en la misma familia.
Enfermedades autoinmunes
hipotiroidismo o artritis reumatoide. El sistema inmunitario produce anticuerpos contra el ovario, lo que destruye o altera la reserva ovárica.
Materiales tóxicos
pesticidas, alcohol, tabaco, disolventes, etc.
Infecciones virales
como el paludismo o la varicela.
Tratamientos contra el cáncer
quimioterapia y radioterapia. En función de la intensidad de estos tratamientos, el fallo ovárico puede ser reversible o irreversible.
Cirugías
histerectomía en la que se extirpan los ovarios en compañía del útero y las trompas. También es posible la extirpación parcial del ovario durante el tratamiento de una endometriosis o teratoma.

En ocasiones, no es posible saber las causas que han llevado a la mujer a sufrir menopausia precoz. Esto es lo que se conoce como fallo ovárico idiopático.

Diagnóstico

El primer signo de alarma en la mujer es la desaparición de la menstruación o la alteración de los periodos menstruales. En este caso, para saber la causa de todo esto, lo más recomendable es ir a una visita ginecológica para hacer una exploración.

A continuación, será necesario hacer un análisis de sangre para valorar el perfil hormonal de la paciente. Los niveles bajos de estradiol, así como el aumento de la hormona foliculoestimulante (FSH), confirmarán que la mujer sufre menopausia precoz.

Para obtener información más detallada sobre este tema, te recomendamos seguir leyendo el siguiente artículo: ¿Cuáles son los niveles hormonales normales en la mujer?

Síntomas

Los síntomas que padecen las mujeres con menopausia precoz son muy similares a los que se presentan en el climaterio de mujeres más mayores. La mayoría de ellos se deben a la falta de estrógenos.

La amenorrea o ausencia de regla es el síntoma que más llama la atención, sobre todo en las mujeres jóvenes que no suelen tener alteraciones menstruales.

Las irregularidades en la regla empiezan unos meses antes de la llegada de la menopausia, hay cambios en el sangrado y la duración, hasta que llega un momento en el que la mujer no vuelve a sangrar.

Otros síntomas característicos del FOP son los siguientes:

  • Sofocos
  • Dolor de cabeza
  • Sudores nocturnos
  • Alteraciones del sueño
  • Palpitaciones y taquicardias
  • Alteraciones emocionales: depresión, irritabilidad, etc.
  • Sequedad vaginal y sequedad de la piel
  • Dispaurenia: dolor al mantener relaciones sexuales
  • Disminución del deseo sexual
  • Problemas urinarios: incontinencia, irritabilidad de la vejiga, infecciones, etc.
  • Aumento de peso: acumulación de grasa en la zona del vientre

Riesgos y consecuencias

Además de los síntomas y molestias que hemos comentado en el apartado anterior, la menopausia también tiene consecuencias a largo plazo para la salud de la mujer.

El déficit hormonal provoca alteraciones en la regulación de muchas funciones del cuerpo femenino. Los problemas más graves que pueden suceder por esto son los siguientes:

  • Mayor tendencia a desarrollar osteoporosis y dolor en las articulaciones
  • Riesgo de padecer alguna enfermedad cardiovascular
  • Riesgo de sufrir cáncer de mama
  • Esterilidad

Las mujeres con FOP que no han conseguido quedarse embarazadas de forma natural pueden recurrir a la fecundación in vitro (FIV) para intentar recuperar algunos óvulos maduros con la estimulación ovárica.

Sin embargo, esto no es posible en casos donde la reserva ovárica está muy afectada. La ovodonación, por tanto, será la mejor opción para ser madre, ya que el útero sí será capaz de mantener el embarazo con el adecuado tratamiento hormonal.

La FIV con ovodonación es el tratamiento que más engaños y dudas genera. La transparencia es uno de nuestros rigurosos criterios a la hora de recomendar clínicas. Puedes usar esta "herramienta" para filtrar las clínicas que cumplen nuestros criterios de selección y además obtener un informe con todos los detalles para resolver tus dudas y evitar engaños.

Tratamiento del FOP

No existe ningún tratamiento para hacer que los ovarios recuperen su funcionalidad. No obstante, es importante que la mujer sea tratada con terapia hormonal una vez diagnosticada la menopausia precoz.

Al combatir los bajos niveles de estrógenos, será posible aliviar los síntomas de la menopausia, así como prevenir los posibles riesgos asociados al déficit hormonal.

La principal solución, por tanto, es la terapia hormonal sustitutiva. Normalmente, este tratamiento consiste en la administración de estrógenos, pero también puede utilizarse la píldora anticonceptiva combinada (estrógenos-progesterona).

También existen terapias naturales sin hormonas para combatir los síntomas de la menopausia. Por ejemplo, las isoflavonas de soja y el lúpulo son fitoestrógenos con multitud de propiedades beneficiosas.

Finalmente, mantener una dieta equilibrada y practicar deporte son aspectos esenciales para el mantenimiento de la salud en las mujeres menopáusicas.

Preguntas de los usuarios

¿Es posible el embarazo natural con menopausia precoz?

Por Zaira Salvador (embrióloga).

Sí. Cuando el fallo ovárico es espontáneo y la mujer tiene un cariotipo normal, el ovario puede seguir funcionando de forma intermitente durante un tiempo y haber ovulaciones. Así, entre el 5% y 10% de las mujeres consiguen un embarazo natural aún con menopausia temprana.

En muchos casos, estos embarazos no son buscados. La mujer piensa que al no tener la regla ya no puede quedarse embarazada, lo cual no es del todo cierto.

¿Qué consecuencias psicológicas puede tener el fallo ovárico prematuro?

Por Zaira Salvador (embrióloga).

Las mujeres con menopausia precoz suelen tener problemas para aceptar esta nueva situación, especialmente las chicas jóvenes que aún no han tenido hijos. El riesgo de sufrir episodios de ansiedad y depresión es muy elevado.

Por ello, es muy importante que estas mujeres reciban la información adecuada para asimilarlo y, en caso de ser necesario, recurrir al soporte psicológico también.

¿Cómo puedo saber si tengo menopausia precoz?

Por Zaira Salvador (embrióloga).

El primer signo de la menopausia precoz es la alteración del ciclo menstrual y la ausencia de regla. Además, si estás intentando quedarte embarazada sin éxito, es posible que la causa de infertilidad se relacione con un fallo ovárico.

Para confirmar si realmente la mujer sufre menopausia temprana será necesario hacer una revisión ginecológica y un examen hormonal.

Lectura recomendada

A medida que la mujer se va acercando hacia la menopausia, la reserva ovárica se agota, lo cuál hace que sea más difícil conseguir un embarazo. Te recomendamos leer más sobre este tema en el siguiente post: ¿Qué es la reserva ovárica y cómo afecta a la fertilidad?

Como hemos dicho, es posible valorar la reserva ovárica y el estado de la fertilidad femenina a través de una análisis de sangre hormonal. Puedes conocer en detalle en qué consiste esto aquí: Medición de la cantidad de óvulos mediante análisis de sangre.

Hacemos un gran esfuerzo editorial. Compartiendo este artículo nos ayudas y motivas para seguir nuestro trabajo.

Bibliografía

Autores y colaboradores

 Zaira Salvador
Zaira Salvador
Embrióloga
Licenciada en Biotecnología por la Universidad Politécnica de Valencia (UPV), Biotechnology degree en la National University of Ireland en Galway (NUIG) y embrióloga especialista en Medicina Reproductiva con el Máster en Biotecnología de la Reproducción Humana por la Universidad de Valencia en colaboración con el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI) Más sobre Zaira Salvador
Número de colegiada: 3185-CV

Todo sobre la reproducción asistida en nuestros canales.