¿Qué es el Síndrome de Morris? – Causas, síntomas y tratamientos

El síndrome de Morris, también conocido como Síndrome de Insensibilidad a los Andrógenos (SIA), es una alteración genética que afecta al desarrollo sexual del individuo.

En concreto, la persona nace con un sexo genético masculino (XY), pero su desarrollo y apariencia física es de mujer. Por esta razón, también se dice que el síndrome de Morris es un tipo de pseudohermafroditismo masculino.

Las personas con SIA poseen caracteres sexuales femeninos y, por tanto, se considera que son mujeres. Sin embargo, no tienen útero ni ovarios, y descubren que padecen esta alteración genética por la ausencia de menstruación al llegar a la pubertad. Como consecuencia de esto, estas mujeres también serán estériles.

A continuación tienes un índice con todos los puntos que vamos a tratar en este artículo.

Causas

La causa del síndrome de Morris es una mutación genética localizada en el cromosoma sexual X que afecta al gen AR (receptor de andrógenos).

Lo que ocurre es que no hay formación de las proteínas receptoras de andrógenos y, como consecuencia, estas hormonas sexuales masculinas no pueden llevar a cabo su función. Se dice que la persona es resistente a los andrógenos.

Los andrógenos, y en concreto la hormona testosterna, son los encargados del desarrollo sexual en los varones. Intervienen en la formación y descenso de los testículos, crecimiento del pene, aparición de vello, espermatogénesis, etc.

Las mujeres con el síndrome de Morris tienen unos niveles de testosterona en sangre similares a los del hombre. No obstante, su cuerpo no es capaz de absorberla y, como consecuencia, hay un desarrollo sexual femenino.

La alteración genética que da lugar al SIA tiene dos orígenes diferentes:

Se hereda de la madre
es lo que ocurre en los dos tercios de todos los casos. La madre es portadora del gen mutado en uno de sus cromosomas X, pero no padece la enfermedad debido a su carácter recesivo. Sin embargo, sus hijos con genotipo XY con una sola copia del gen alterado sí que estarán afectados.
Mutación espontánea en el óvulo
la alteración aparece de novo en el momento de la formación del óvulo o durante las primeras etapas del desarrollo del embrión.

Tipos de SIA

La gravedad del síndrome de insensibilidad a los andrógenos depende del nivel de déficit de los receptores androgénicos.

En función de cómo sea el grado de insensibilidad, existirán los siguientes tipos:

SIA incompleto
pueden aparecer diferentes niveles de rasgos masculinos y femeninos como, por ejemplo, testículos no descendidos, clitoromegalia o micropene, cierre parcial de la vagina, etc.
SIA completo
se corresponde con el síndrome de Morris propiamente dicho. Los genitales externos son femeninos, ya que la resistencia a los andrógenos es completa.

El SIA completo también puede llamarse feminización testicular completa porque se impide el desarrollo del pene y otros órganos corporales masculinos.

El síndrome de Morris puede aparecer en uno de cada 20.000 a 64.000 recién nacidos de sexo masculino. Esta prevalencia podría ser incluso mayor si se cuentan los casos no diagnosticados.

Características del SIA completo

Las personas con genotipo 46,XY que padecen el síndrome de Morris tienen un desarrollo sexual aparentemente femenino, pero con algunas particularidades.

La resistencia del feto a la acción de los andrógenos durante la embriogénesis impide la formación completa del aparato reproductor masculino. No obstante, sí hay testículos debido a que su formación depende del gen SRY presente en el cromosoma Y.

Por otra parte, los genitales externos se desarrollan como si las hormonas masculinas no existiesen, con un aspecto igual o muy similar a los de una mujer: vagina, vulva, pechos…

En general, no se intuye ningún síntoma del SIA durante la infancia de estas niñas. Sin embargo, una vez se alcanza la pubertad, la falta de menarquia (primera regla) hace sospechar que algo no va bien.

Otras características y rasgos físicos del síndrome de Morris son los siguientes:

  • Poco vello púbico y axilar.
  • Los labios mayores y menores de los genitales femeninos pueden tener un tamaño menor.
  • Vagina corta con terminación ciega.
  • Ausencia de útero, trompas de Falopio y ovarios.
  • Testículos atrofiados no descendidos, en la región inguinal, en el abdomen o labios mayores.
  • Desarrollo normal de las mamas.
  • Cadera estrecha y estatura elevada.
  • Disminución de la densidad ósea.

Tratamiento

En la actualidad, no hay ningún tratamiento efectivo para corregir el déficit de los receptores de andrógenos y que el sexo masculino pueda expresarse.

No obstante, hay algunas intervenciones que pueden ayudar a estas personas a llevar una vida lo más normal posible. Las comentamos a continuación:

Dilatación de la vagina
en caso de tener una vagina muy pequeña, es posible utilizar dilatadores vaginales una vez la mujer ha alcanzado la pubertad, con el objetivo de poder mantener relaciones sexuales sin dolor.
Cirugía plástica vaginal
en caso de tener una vagina muy pequeña y no poder utilizar dilatadores.
Gonadectomía
extirpación de los testículos no descendidos para evitar el desarrollo de tumores malignos como el gonadoblastoma. Cabe destacar que esta cirugía no puede llevarse a cabo hasta que la niña termina de desarrollarse y pasa por la pubertad.
Suplementos de calcio y vitamina D
para tratar la falta de densidad ósea de estas pacientes. También es recomendable hacer ejercicio.
Asistencia psicológica
en pacientes que pueden verse muy afectados por el diagnóstico y sufrir una insatisfacción con el propio cuerpo. También para aceptar el hecho de que la mujer no será capaz de tener un hijo biológico debido a la esterilidad.

Preguntas de los usuarios

¿Qué identidad sexual tiene una persona con el síndrome de Morris?

Aunque estas personas tienen un genotipo típico masculino, con cromosomas sexuales X e Y, físicamente son mujeres y han sido criadas e identificadas como tal desde su nacimiento. Normalmente, la identidad femenina persiste en estas personas después del diagnóstico y durante el resto de su vida. Sin embargo, también puede suceder que haya un cambio de identidad y que la persona se identifique como un hombre.

¿Cómo se diagnostica el síndrome de Morris?

La manera más sencilla de confirmar que una mujer padece este tipo de pseudohermafroditismo es a través de un análisis de sangre y el estudio del cariotipo para ver los cromosomas. Por otra parte, mediante un análisis hormonal también se observará un nivel elevado de andrógenos, típico del sexo masculino.

¿Qué es un gonadoblastoma?

Un gonadoblastoma es un tipo de tumor muy raro, formado por una combinación de células germinales y cordones sexuales-estroma, que se encuentra exclusivamente en pacientes con alguna disgenesia gonadal, como es el caso del síndrome de Morris.

Para evitar el desarrollo de esta clase de tumores en mujeres con SIA que presentan testículos atrofiados, es recomendable extirparlos tan pronto como sea posible después de la pubertad.

Los testículos atrofiados pueden notarse mediante palpación en las ingles o en la parte baja del abdomen, y también pueden dar lugar a hernias inguinales.

¿Las personas con síndrome de Morris pueden tener hijos?

Al no tener útero ni ovarios, estas mujeres no pueden tener un embarazo ni un hijo biológico. Sus opciones reproductivas para poder ser madres serán la adopción o la gestación subrogada (técnica ilegal en nuestro país hoy en día) con donación de óvulos.

Si te interesa obtener más información sobre la gestación por sustitución o maternidad subrogada, te recomendamos visitar nuestra revista especializada Babygest.

¿Qué personajes famosos han sido relacionados con el síndrome de Morris?

A lo largo de la historia, ha habido varias leyendas que afirman que algunos personajes históricos sufrían el síndrome de Morris, como son los casos de Juana de Arco o la reina Isabel I de Inglaterra.

También en la actualidad, sigue habiendo rumores no confirmados de algunas famosas con síndrome de Morris como, por ejemplo, la presentadora Anne Igartiburu, la ministra Fátima Báñez o las actrices de Hollywood Nicole Kidman y Charlize Theron.

Lectura recomendada

El síndrome de Morris es una alteración hereditaria ligada al cromosoma X y, por tanto, podría ser evitada gracias al diagnóstico genético preimplantacional (DGP) en los embriones durante un tratamiento de reproducción asistida. Si quieres saber en qué consiste esto, te invitamos a leer el siguiente post: ¿Qué es el DGP?

Por otra parte, si quieres consultar algunas de las pruebas diagnósticas que pueden hacerse en estas mujeres, puedes seguir leyendo aquí: ¿En qué consiste un estudio de fertilidad femenina?

4 comentarios

  1. Destacado
    avatar
    Encarna

    Mi hija tiene el síndrome de Morris con ahora 20 años. Lo que no sabemos es si se lo trasmití yo o no. Tengo otro hijo que aparentemente no tiene ninguna alteración, pero me preocupa esto… Alguien sabe más sobre el tema??

    • avatar
      Zaira SalvadorEspecialista en reproducción asistida

      Hola Encarna,

      El síndrome de Morris se debe a una alteración genética en el cromosoma X, la cual se transmite de manera recesiva. Esto quiere decir que sí es posible que se lo hayas transmitido tu, aunque no padezcas la enfermedad, ya que puedes tener dos cromosomas X (uno sano y uno afectado). Sin embargo, tu hija tiene un cromosoma X con la mutación y un cromosoma Y. Para saber si tu eres portadora tendrías que hacerte un estudio genético.

      Por otra parte, en caso de que se confirme que eres portadora de la mutación, no hay impedimento para que tuvieras un hijo sano, pues es posible que tu hijo tenga la copia del cromosoma X sano.

      Espero haber resuelto tu duda.

      Un saludo

    • usuario
      ELVA VARGAS

      A mi hijo lo operaron de quitorquidea A los 9 años y enfermo de cáncer de ahí por que no estaba desarrollado su función reproductivas el tenia problemas se le inflamables un testigo rlva que estaba arriba no había bajado por fa .quisiera saber si pufo ser esto

    • usuario
      maria-vlc

      qué interesante, hay famosas con este problema que lo han contado publicamente..

    Las cookies nos permiten ofrecerle publicidad personalizada y recopilar datos estadísticos. Si continua navegando consideramos que acepta nuestra política de cookies